División entre UGT y CCOO tras la ruptura de la negociación del convenio colectivo de clínicas privadas

Publicado 23/07/2019 18:56:08CET

JAÉN, 23 Jul. (EUROPA PRESS) -

La división por criterios dispares entre UGT y CCOO ha llevado a la ruptura de la negociación del convenio colectivo de clínicas privadas en la provincia de Jaén tras una década esperando a su revisión y más de seis meses de reuniones con la patronal.

El secretario de Política Sindical y Salud Laboral de la Federación de Empleados y Empleadas de los Servicios Públicos (FESP) UGT en Jaén, Alejandro Rodríguez, ha indicado a Europa Press que la propuesta que ha hecho su sindicato en la mesa de negociación contempla un convenio para cuatro años con una subida media de un 16 por ciento para este año.

Además, para los años 2020, 2021 y 2022, UGT propone un incremento salarial de un uno por ciento con cláusula de garantía salarial en el supuesto que el IPC real supere el uno por ciento. "Estamos hablando de un incremento mínimo en cuatro años de un 19 por ciento", ha indicado Rodríguez.

La propuesta ha sido aceptada por la patronal, pero CCOO ha optado por rechazarla y dar por rota las negaciones, al tiempo que ha comenzado una campaña de movilizaciones. Rodríguez ha señalado que con su propuesta "desbloquearíamos diez años sin subida salaria y los trabajadores mejorarían sus condiciones salariales".

Desde UGT se ha solicitado a CCOO que reconsidere su posición y apoye ésta propuesta para asó poder firmar el convenio colectivo. De no ser así, están dispuestos a plantear a la patronal la firma de un convenio de eficacia limitada para que "todos los trabajadores y empresas que quieran se puedan adherir y dejar de estar en la situación en la que se encuentra el convenio colectivo actualmente".

Por su parte, CCOO ha optado por llevar a cabo una concentración ante la sede del Colegio Oficial de Médicos. Este sindicato sostiene que son 10.000 los trabajadores en la provincia que se encuentran afectados por este convenio y han cifrado en un 35 por ciento el poder adquisitivo que han perdido los trabajadores durante el tiempo que lleva sin revisarse el convenio.

El objetivo de CCOO es cerrar un convenio que permita a los empleados llegar a ser "mileuristas" y critican la propuesta planteada por UGT y que consideran que ha roto la unidad de acción. Por el momento, las negociaciones se mantiene rotas y CCOO sigue adelante con su calendario de protestas y movilizaciones.

Contador

Para leer más