Actualizado 05/10/2018 13:29 CET

El gobierno local (PP) sigue esperando una reunión con Montero para abordar la situación del Ayuntamiento de Jaén

Fachada del Ayuntamiento de Jaén
AYTO. DE JAÉN - Archivo

JAÉN, 5 Oct. (EUROPA PRESS) -

El gobierno local (PP) en el Ayuntamiento de Jaén sigue esperando después de tres cartas solicitándolo que la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, les dé fecha para una reunión en la que abordar la situación económica y financiera del consistorio jiennense.

El concejal de Hacienda y Contratación, Manuel Bonilla, ha apuntado que al equipo de gobierno le "gustaría contar con la colaboración del resto de administraciones para poner sobre la mesa medidas que favorezcan la liquidez económica del Ayuntamiento", sin embargo, ha lamentado que no haya respuesta por parte de la ministra de Hacienda.

"Hemos solicitado por carta tres veces una reunión con la ministra de Hacienda, pero al parecer no tiene tiempo para hablar de Jaén", ha dicho Bonilla, al tiempo que ha reiterado que no entienden que "después de tres cartas remitidas al Ministerio de Hacienda, ni siquiera hayan tenido tiempo de contestar, lo cual demuestra el interés que Pedro Sánchez tiene por la ciudad de Jaén".

Bonilla, ha destacado que el Ayuntamiento "cuenta con un déficit consolidado municipal, según los datos de las liquidaciones presupuestarias, de 13,5 millones de euros, lo que ha supuesto una reducción de un 76 por ciento respecto a los 56 millones de euros que alcanzó su máximo histórico en el mandato 2007-2011 con PSOE e IU".

Para el concejal, se trata de un dato "muy importante" porque "hemos pasado de tener un Ayuntamiento al borde del rescate y del colapso financiero, a tener una situación complicada, pero donde se ha conseguido mantener la prestación de todos los servicios municipales, mantener el empleo público y tener capacidad para llevar a cabo inversiones en la ciudad".

El concejal de Hacienda y Contratación ha asegurado en un comunicado que otro dato "muy significativo" de la gestión económica es el remanente negativo de tesorería, que alcanzó su máximo en 2011 con el PSOE e IU con 204,2 millones de euros. "Dejaron al Ayuntamiento al borde de la quiebra y del rescate, y hoy está situado en 62,5 millones de euros, lo que supone una reducción del 69,4 por ciento".

Para Manuel Bonilla, "lo que no puede hacer la oposición es oponerse a todas las medidas propuestas por el Partido Popular, y que están dando un buen resultado, y sin embargo cuando gobierna la izquierda, no se plantean alternativas y se gestiona a base de demagogia, ocurrencias y subidas de impuestos, que es a lo que está acostumbrado el PSOE y lo que está haciendo en este momento en el Gobierno de España".

El concejal responsable de las cuentas municipales ha subrayado también como dato significativo, que "en 2018 no se han realizado operaciones de deuda a corto plazo por la mejora de la tesorería municipal, dejando ésta prácticamente a cero".

Para leer más