Actualizado 08/08/2017 16:07 CET

Junta resalta el "esfuerzo de vecinos y CCAA" para recibir ayudas a la vivienda pues ambos "aportan el doble del Estado"

SEVILLA, 8 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Consejería de Fomento y Vivienda ha resaltado el "esfuerzo previo de vecinos y comunidades autónomas" para recibir ayudas a la vivienda, tras lo que ha aclarado que esta aportación representa "casi el doble de lo que financia a posteriori el Estado", tras lo que ha resaltado la "eficacia" de la Junta en la gestión de las ayudas y fondos recibidos.

En una nota, la Consejería de Fomento y Vivienda ha puesto de manifiesto el "compromiso" que tiene adquirido con las familias más vulnerables, recordando los 30 millones en ayudas "para garantizar una vivienda digna a aquella población que no cuenta con los recursos necesarios, bien para acceder a un inmueble o para mantenerlo en condiciones óptimas de habitabilidad".

Con estas palabra, la secretaria general de Vivienda de la Junta, Catalina Madueño, ha hecho hincapié en "el esfuerzo previo que tanto el Gobierno andaluz como los vecinos realizan para poder recibir las ayudas", pues, como ha recordado, "ambos desembolsan casi el doble de la aportación ministerial, que además viene a posteriori mientras siga vigente el actual plan estatal".

Catalina Madueño ha recordado que el pasado 28 de julio Junta y Ministerio firmaron la prórroga del Plan Estatal de Vivienda, con el objetivo de "garantizar la financiación y sostenimiento de las ayudas y actuaciones previstas en Andalucía para apoyar a la ciudadanía en el acceso a una vivienda y en la ejecución de obras de rehabilitación".

Sin embargo, ha aclarado que tras esta rúbrica, "la fecha de justificación de gastos de las cantidades acordadas en dicha fecha es el 30 de octubre, lo que deja apenas margen de maniobra para redactar, convocar y financiar líneas de ayudas por parte de la comunidad autónoma".

Según ha subrayado, el objetivo de las ayudas son las familias en situación de emergencia, de vulnerabilidad o con ingresos limitados, así como comunidades de propietarios de viviendas en las que, al menos, la mitad tengan ingresos familiares no superiores a 3,5 veces el Iprem.

"Para todos estos colectivos en los dos últimos años el Ministerio nos ha transferido a Andalucía 85,7 millones de euros, mientras que nosotros hemos adquirido el compromiso de gasto de 88,3 millones, cifras que ponen de relieve la eficacia en la gestión" de unas ayudas que, ha insistido, "necesitan cambios en las condiciones de tramitación y condiciones de otorgamiento para poder realmente alcanzar a la población a la que va dirigida de acuerdo con los objetivos establecidos en el Plan Andaluz de Vivienda y Rehabilitación".

CAMBIOS PLANTEADOS

Entre dichas modificaciones planteadas por la Junta al Ministerio, Madueño ha solicitado la eliminación del criterio de concurrencia competitiva en las ayudas al alquiler "para, de verdad, poder llegar a las familias más vulnerables y que realmente necesitan un complemento mensual para poder hacer frente al alquiler de su vivienda".

Lo mismo ocurre, según ha añadido, con la línea de subvenciones para la rehabilitación edificatoria, donde las comunidades aportan el 65 por ciento del presupuesto total --el 50 por ciento en caso de necesidades de accesibilidad--, "casi el doble de lo que financia el Ministerio, y con unos límites de ingresos que deberían ampliarse para atender a más población, ya que el objetivo de Andalucía es ampliar el porcentaje de subvención para familias con menores ingresos".

En esta misma línea ha recordado que el Gobierno andaluz también ha solicitado al Ministerio en reiteradas ocasiones que modifique la condición establecida en la línea de ayudas a la rehabilitación de edificios referente a la antigüedad de los bloques y amplíe --más allá del año 1981-- el espectro del parque de viviendas susceptible de subvención.

"Si a eso le sumamos que se exigen un Informe Técnico de Evaluación del edificio previo a la solicitud de ayuda, entenderemos por qué este año se ha ampliado el número de solicitudes respecto a la pasada convocatoria, donde muchas comunidades de vecinos desistieron al no contar con dicho documento con fecha anterior a la de la solicitud de la subvención", ha añadido Madueño.

Por todo ello, la secretaria general de Vivienda ha exigido al Gobierno que "en el próximo Plan Estatal de Vivienda atienda las demandas planteadas y flexibilice la tramitación, incluyendo las propuestas de Andalucía, que sólo persiguen ampliar al mayor número posible de familias que más lo necesitan e incrementar el número de barriadas susceptibles de percibir una subvención, complementando de esta manera los objetivos previstos en el Plan Andaluz de Vivienda".