Publicado 17/08/2020 17:59

Campaña de concienciación de Emasesa, en Sevilla, para que guantes y mascarillas "se desechen de forma segura"

Campaña para desechar "de forma segura" mascarillas y guantes
Campaña para desechar "de forma segura" mascarillas y guantes - EMASESA

SEVILLA, 17 Ago. (EUROPA PRESS) -

La empresa pública del agua, Emasesa,ha puesto en marcha una campaña de concienciación denominada '#MascarillasAlcubo' para apelar a "la responsabilidad ciudadana y sus buenas prácticas" con el objetivo de que los guantes y mascarillas utilizados para evitar el contagio por coronavirus "se desechen de forma segura".

Este año, la empresa municipal prevé que el sistema de saneamiento pueda verse afectado, además de por las toallitas higiénicas, por el incremento de esos materiales, que son "muy contaminantes y pueden provocar graves atascos en el sistema", destaca en un comunicado.

La pandemia ha modificado "ostensiblemente los hábitos" de los ciudadanos con la incorporación, a diario, de elementos de protección frente a la Covid-19 y si no se desechan correctamente, "se suma como problema añadido a los ya habituales en el funcionamiento de las redes de saneamiento" que gestiona Emasesa.

De este modo, se ha puesto en marcha esta acción, que se suma la ya habitual campaña '#ToallitasAlCubo'. "Ni mascarillas ni guantes pueden ser arrojadas al inodoro. No olvidemos que en Sevilla se recogen más de 30.000 kilos de toallitas húmedas al mes, de modo que no podemos permitirnos sumar más residuos sólidos no biodegradables a nuestra red y generar así graves problemas medioambientales".

Esta campaña coincidirá con las acciones preventivas en la red de saneamiento que la empresa pública lleva a cabo a final del mes de agosto en la red de saneamiento con el fin de garantizar el perfecto funcionamiento de la trama urbana y de las poblaciones que gestiona, ante las primeras lluvias de temporada.

Estas iniciativas se inician de manera especial con la limpieza de imbornales en colegios y sus accesos. Se comprueba el funcionamiento de ellos y se detectan posibles averías sufridas durante el tiempo seco, siguiendo posteriormente, en los inicios del mes de septiembre con la limpieza de rejillas y canales de pasos inferiores, retirando la suciedad y basura que pueda obstaculizar la entrada de agua a los bombeos para su evacuación.

Asimismo, estas acciones se desarrollan durante todo el año, como programa rutinario para el mantenimiento de redes y elementos --imbornales y pozos-- independientemente de la época del año, si bien existen "fechas relevantes de actuaciones puntuales" como las referidas además de las específicas de Semana Santa, Feria de Abril y Navidad.

Emasesa gestiona una trama de redes de alcantarillado de Sevilla y las poblaciones del Área Metropolitana con más de 1.500 kilómetros de redes de diferente sección y con más de 143.000 imbornales que recogen las aguas de lluvia. Desde hace muchos años, parte esencial de su misión es garantizar el ciclo integral del agua de una forma "eficiente e innovadora, desde estrategias de desarrollo sostenible", hacia el objetivo transversal que demandan sus usuarios: el equilibrio y cuidado del medio ambiente, esto se traduce en su política sistemática de la mejora continua de infraestructuras para reducir las pérdidas en la red, circunstancia que permiten mitigar y adaptarse al cambio climático, además de garantizar el derecho humano al agua.

Esta preocupación frente al cambio climático ha activado en Emasesa una estrategia de '#50medidas' para contribuir a mitigar los efectos del calentamiento global, inspirando un documento donde se recogen 50 medidas que nacen con la vocación de ofrecer un suministro de agua de calidad a una sociedad, que ha ido cambiando con el paso de los años, preocupada por el futuro, concienciada con la sostenibilidad y que demanda que los servicios públicos estén en sintonía con esas nuevas circunstancias.

Más información