La 32ª edición del Compás del Cante de la Fundación Cruzcampo premia a Manuela Carrasco y a Rancapino Chico

Sevilla.- La 32ª edición del Compás del Cante de la Fundación Cruzcampo premia a Manuela Carrasco y a Rancapino Chico
MARTA VILA AGUILÀ/FUNDACIÓN CRUZCAMPO
Publicado 24/04/2019 17:18:35CET

SEVILLA, 24 Abr. (EUROPA PRESS) -

La 32ª edición del premio Compás del Cante que concede la Fundación Cruzcampo ha distinguido a la bailaora Manuela Carrasco y al cantaor Rancapino Chico, que recogerán los galardones en una gala que se celebrará el próximo 29 de mayo en el auditorio Box Cartuja de Sevilla.

Será un encuentro cultural y social organizado por la Fundación Cruzcampo con el objetivo de "fomentar la visibilidad de una de las artes más representativas de nuestro país, así como divulgar el talento de los artistas que han contribuido en la transmisión de este arte", según subraya la propia entidad en un comunicado.

Desde 1984 se ha premiado con el Compás del Cante a grandes nombres del flamenco como Manuel Mairena, Fosforito, Antonio Gades, Paco de Lucía, Fernanda de Utrera, Manolo Sanlúcar, Cristina Hoyos, Farruco, Mario Maya, Juan Habichuela, Enrique Morente, El Lebrijano, Carmen Linares, Manuel Morao y la Paquera de Jerez, entre otras "figuras imprescindibles" en la historia del flamenco.

La Gala 32º Compás del Cante se abre por primera vez al gran público, de forma que está ya a la venta un cupo de entradas a un precio simbólico de cinco euros. La recaudación será íntegramente destinada a Alalá-Fundación Arte y Cultura por la integración, que tiene como misión "apoyar la integración social a través de la educación de niños y jóvenes, potenciando la formación en valores a través de la cultura, el arte y el deporte".

La bailaora Manuela Carrasco recogerá el galardón Compás del Cante, otorgado "por su trayectoria como artista y por la trascendencia de la impronta permanente que ha plasmado en la historia del flamenco que la ha posicionado como leyenda viva en la escuela del baile gitano".

La artista sevillana, hija de 'El Sordo', es considerada una de las figuras más representativas del flamenco contemporáneo y acumula en su haber numerosos reconocimientos, como el Premio Nacional de Danza.

En la categoría 'Nuevo Compás', que este año celebra su segunda edición, ha sido elegido como ganador Alonso Núñez Fernández 'Rancapino Chico', "por su proyección, su arraigo como cantaor perteneciente a una gran estirpe del flamenco y por su contribución a la apertura de nuevas formas interpretativas".

Este nuevo premio al talento emergente, creado en 2017 para "poner en valor las inquietudes de las nuevas generaciones", pretende impulsar la proyección de los jóvenes talentos del flamenco.

La gala contará con intervenciones en directo de "grandes personalidades del flamenco" y, en ella, el célebre guitarrista sevillano y anterior ganador del considerado como 'Nobel Flamenco', Rafael Riqueni, cederá el testigo a Manuela Carrasco.

Alba Heredia, joven representante de la saga de los 'Maya', como "gran admiradora y discípula heredera" de la Escuela de Manuela Carrasco, rendirá homenaje a su baile, y el público podrá disfrutar del arte de Rancapino Chico, cuya jovencísima sobrina Esmeralda Rancapino se subirá también al escenario para ofrecer una actuación en honor a su tío.

Con estas actuaciones, la Fundación Cruzcampo pretende "poner en relieve la importancia de las grandes figuras del flamenco, así como la vigencia de este arte entre los artistas jóvenes, que son parte del futuro del género".

Al objetivo fundacional de "rendir homenaje, preservar y difundir el arte flamenco como patrimonio cultural común", la Fundación Cruzcampo reivindica su actualidad en el marco de la cultura popular contemporánea.

En este sentido, la imagen de la 32ª edición de la gala de premios ha sido diseñada por la joven artista jerezana María Melero, como "homenaje y agradecimiento por su labor a favor de la exaltación del flamenco a través de su arte y su obra".

La ilustración representa a través de un lenguaje fresco y actual la pasión del flamenco, personificada en un corazón que reposa en una de las tradicionales sillas de enea repleta de símbolos.

Para leer más