CCOO-A no tiene conocimiento de nuevos recortes salariales a empleados públicos y mantiene su rechazo hacia éstos

Actualizado 16/05/2011 20:37:47 CET

SEVILLA, 16 May. (EUROPA PRESS) -

El Área Pública de la Federación de Servicios a la Ciudadanía de CCOO-A ha reiterado su "rechazo absoluto y frontal" a cualquier tipo de recorte adicional a los empleados públicos y ha anunciado que se opondrá a cualquier intento en este sentido.

En una nota, el sindicato también ha negado que sea conocedor de nuevas medidas de recorte salarial a los empleados públicos y ha insistido en que rechazará cualquier intento de recorte adicional en la función pública.

Ante las noticias sobre un nuevo recorte salarial a los empleados públicos, el Área Pública de la Federación de Servicios a la Ciudadanía de CCOO-A insiste en que, "como siempre ha hecho", se posicionará "en contra de cualquier intento de recorte adicional en la función pública, ya sea en las retribuciones o en el empleo y las condiciones laborales", y considera "inaceptable" que se le señale como responsable de un recorte "contra el que convocamos una huelga general en el sector el 8 de junio del pasado año".

Según explica CCOO, tanto el Ministerio de Economía y Hacienda como la Consejería de Hacienda y Administración Pública de la Junta de Andalucía han remitido sendos comunicados, con fecha de 13 de mayo, en los que desmienten que hayan previsto "ningún tipo de recorte salarial" en el sector público.

Debido a la situación generada a causa de los rumores comentados, el Área Pública de CCOO-A afirma que "es absolutamente falso que a este sindicato se le haya comunicado, ni en ningún ámbito de negociación ni de manera formal o informal, ninguna nueva medida de recorte sobre las retribuciones".

Por eso, CCOO "no puede tolerar la manipulación y la tergiversación de la información en la que se hace responsable a este sindicato de un recorte contra el que convocó una huelga en la función pública el pasado 8 de junio, y contra el que ha realizado, y sigue realizando, múltiples iniciativas jurídicas que ya han permitido que varios tribunales consideren el citado recorte contrario a la Constitución y hayan elevado la correspondiente cuestión de inconstitucionalidad, pendiente de resolución por el Alto Tribunal".

En segundo lugar, CCOO manifiesta que la manipulación alcanza el "absurdo" en las notas que en estos días difunden algunos sindicatos "corporativos" y que hablan de un recorte negociado y aprobado por CCOO y UGT en la Mesa de Función Pública el 14 de septiembre, "fecha que, como es obvio, aún no ha llegado", o que hablan de la "sorpresa" de un nuevo recorte en la paga extraordinaria de junio, cuando "dicho recorte era conocido desde el decretazo de mayo de 2010 y figura el la Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2011 aprobada el 22 de diciembre".

En tercer lugar, CCOO recuerda que conjuntamente con UGT y el Gobierno, firmó el 2 de febrero de 2011 el Acuerdo Social y Económico (ASE), en el que se recogía de manera expresa el compromiso, entre otros, de evaluar el cumplimiento de los acuerdos en su día alcanzados en el ámbito de la función pública y fundamentalmente el acuerdo de 25 de septiembre de 2009, "incumplido por el Gobierno en mayo de 2010 cuando aprobó el recorte salarial". El desarrollo de este acuerdo pasa para CCOO, entre otras materias, por "la recuperación del poder adquisitivo perdido tras el recorte aprobado en mayo de 2010 y que ha tenido continuidad en los Presupuestos para el año 2011".

Finalmente CCOO recalca que "sin que quede la menor duda" estará en contra de cualquier intento de recorte adicional en las retribuciones o en el empleo y las condiciones laborales "si se planteara por parte del Gobierno", porque "al igual que dijimos en mayo de 2010 es injusto e innecesario, y sólo puede llevar a un deterioro aún mayor de los servicios públicos y de su papel como elemento de cohesión social del conjunto de la ciudadanía".