Publicado 28/12/2021 15:15CET

La Diputación de Sevilla reimplanta el teletrabajo voluntario al 50% por el avance de la pandemia

SEVILLA, 28 Dic. (EUROPA PRESS) -

Dada la expansión de la nueva oleada de coronavirus Covid-19, que en la provincia de Sevilla arroja una tasa de 844 contagios por cada 100.000 personas en los últimos 14 días, la Diputación ha establecido una nueva normativa que hace posible el teletrabajo al 50% en los puestos que sean compatibles con tal régimen, para todas aquellas personas de la plantilla provincial que voluntariamente quieran acogerse a esta modalidad.

Con efectividad desde hoy martes 28 de diciembre, esta resolución estará vigente hasta el próximo día 10 de enero, fecha en la que, de continuar las actuales circunstancias negativas, se mantendrá el régimen de teletrabajo al 50%, correspondiendo a las diferentes direcciones generales y jefaturas de servicio de la Institución Provincial garantizar la adecuada presencialidad que en cada caso se requiera para la debida prestación de los servicios públicos.

El personal docente de los centros educativos provinciales prestarán sus servicios de acuerdo a lo dispuesto en la normativa relativa al desarrollo de su actividad docente, emanada del Ministerio de Educación y Fomento Profesional así como de la Consejería de Educación y Deporte de la Junta de Andalucía.

En los servicios de atención al público se dará prioridad a la atención telefónica y telemática. En el caso de la atención presencial será precisa la cita previa con el fin de limitar el aforo, adoptándose las medidas necesarias para minimizar los posibles riesgos para la salud del personal que lleva a cabo dicha función así como de la ciudadanía en general.

Se refuerzan en todo caso las medidas de prevención y seguridad como son el mantenimiento de la distancia interpersonal de 1,5 metros, la limpieza de manos, el uso generalizado de mascarillas, la limitación de aforos, el refuerzo de la desinfección de los espacios de trabajo, la limpieza del ambiente con entrada de aire del exterior y utilización mínima de ventilación artificial y la priorización de las reuniones telemáticas de trabajo.

Para ello, se establecerá la distancia de 1,5 metros entre los puestos de trabajo que compartan despachos o dependencias, con el uso además de mamparas y otros elementos a modo de barrera cuando sea necesario. Los puestos de atención al público estarán provistos de pantallas que ofrezcan la seguridad necesaria, así como de líneas en el suelo para marcar la referencia de aquella distancia necesaria para minimizar el contacto cercano.

Además de la mascarilla, se mantiene también el uso obligatorio de soluciones hidroalcohólicas en el acceso al centro de trabajo y se refuerza la desinfección de todas las dependencias con el fin de limitar la presencia del virus en superficies de uso común como pueden ser ascensores, medios de control de presencia, pasamanos de escaleras, tiradores de puertas y armarios, interruptores de luz, aseos, impresoras, fotocopiadoras y mesas de trabajo, entre otros.

Para leer más