Actualizado 27/06/2007 17:56 CET

Espido Freire critica el "profundo desconocimiento" que tienen los jóvenes narradores de la literatura contemporánea

SEVILLA, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

La escritora bilbaína Espido Freire, reciente Premio Ateneo de Novela de Sevilla, criticó hoy durante el encuentro de jóvenes narradores 'Atlas literario español', que tiene lugar en la capital hispalense, el "profundo desconocimiento" que tienen los jóvenes narradores de la literatura contemporánea, tanto europea como americana.

Así, durante el encuentro, organizado por la Fundación Lara y la editorial Seix Barral, Espido Freire indicó, en el marco de un debate titulado 'Las huellas borradas: en busca de una tradición propia. Sobre clásicos y cultura de masas', que en la actualidad los jóvenes creadores hacen poco por remediar esos conocimientos, cuya base es "bastante regular". Si bien, añadió que se está gestando en estos días una literatura de la "simultaneidad, muy deudora de Internet".

Por su parte, el escritor y crítico literario cordobés Vicente Luis Mora, también presente en el coloquio, consideró "indispensable" el hecho de que los jóvenes escritores conozcan las obras de sus antecesores, así como también lo que se está haciendo actualmente, algo que según dijo, "otorgará unas buenas armas a sus talentos". "Hay que mirar a otros para aprender", subrayó.

Asimismo, abogó por crear un arte "proyectivo, innovador, experimentador y original", que lleve al lector hacia adelante. De igual modo, dijo estar interesado por "reventar" las tradiciones, para lo que aseguró que "antes hay que conocerlas muy bien". Al hilo de ello, destacó que los autores que hoy el público considera clásicos, "en su época fueron autores experimentales".

Por otra parte, Mora consideró que los narradores deben ser técnicos en manipulación, que se inspiren en los medios de comunicación, "aprendiendo de ellos y dándoles consistencia literaria". "El reality show tiene poca consistencia y durabilidad pero la necesidad de expresar sentimientos si es un material duradero con lo que merece la pena escribir", concluyó.

También se sumó al debate el escritor Ricardo Menéndez Salmón, quien dijo querer sumar su huella a un rastro previo creado por los autores clásicos que le han acompañado desde su adolescencia, al tiempo que insistió en que "el mundo ya no es un lugar virgen sino que ha sido visto y tocado por miles de ojos y de manos".

La escritora Eva Díaz Pérez, sentada entre el público que asistió al coloquio, opinó que en el actualidad existe una "falta de interés" por mirar al pasado y conocer la tradición. "Si queremos traicionar a los clásicos, tenemos que conocerlos mejor y no tener esta carencia cultural", resaltó. Si bien, precisó que "afortunadamente" los jóvenes escritores "por fin han despertado de los esquemas tradicionales que han pesado tanto".

Por último, el gallego Agustín Fernández Mallo agregó que "hasta hace poco se creaba desde el conocimiento, mientras que hoy día se crea desde la información. Tenemos tanta información que creamos desde ahí y no desde la sabiduría".