Publicado 27/06/2018 14:03CET

Insur logra "una de las mejores parcelas" con la permuta de Ramón Carande y Emvisesa recursos por once millones

La inmobiliaria planea una promoción "de diseño" en la finca y Emvisesa cuenta directamente con 63 nuevas viviendas protegidas

SEVILLA, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Sevilla, Juan Espadas, y el presidente de Insur, Ricardo Pumar, han firmado este miércoles el contrato gracias al cual la citada empresa inmobiliaria obtiene la parcela municipal de la avenida de Ramón Carande, en el entorno de la estación de metro y el apeadero ferroviario de San Bernardo y con capacidad para un máximo de 68 viviendas, a cambio de un bloque de 51 viviendas y tres locales comerciales en la zona de Los Pajaritos, otras 12 viviendas en diferentes espacios de la ciudad, una parcela de Valdezorras que admite la construcción de 135 viviendas protegidas y 3.485.000 euros en efectivo.

La adjudicación del mencionado contrato en favor de Inmobiliaria del Sur, recordémoslo, se encuadra en el concurso público promovido por la Empresa Municipal de Vivienda, Suelo y Equipamiento de Sevilla (Emvisesa), para ofrecer la permuta de la mencionada parcela de la avenida de Ramón Carande, a cambio de activos destinados a las políticas de vivienda pública.

Al concurso público concurrieron ofertas por parte de Inmobiliaria del Sur, Abu Capital 2000, Vía Celere Desarrollos Inmobiliarios, Salvo Global Property y la empresa Urbanismo y Promoción Meridional, siendo el procedimiento fallado en favor de la oferta de Inmobiliaria del Sur.

En ese sentido, Espadas, y el presidente de Insur, Ricardo Pumar, han detallado que gracias a la adjudicación de este concurso, esta sociedad inmobiliaria se hace con la titularidad de la mencionada parcela municipal de la avenida Ramón Carande, valorada en unos siete millones de euros y enclavada cerca de la estación de metro y el apeadero ferroviario de San Bernardo, el campus universitario de Pirotecnia y el recinto comercial Viapol Center.

"UNA DE LAS MEJORES PARCELAS RESIDENCIALES"

La parcela en cuestión, hasta ahora en poder de Emvisesa, permite la construcción de un máximo de 68 nuevas viviendas y como ha reconocido el presidente de Insur, "es una de las mejores parcelas residenciales" de Sevilla, toda vez que la empresa prevé promover allí "algunas menos" viviendas del tope de 68 que admite la finca, a través de una promoción de "diseño y calidad".

A cambio de ceder esta parcela, Emvisesa recibe de manos de Inmobiliaria del Sur un bloque de la calle Cátodo, ubicada en la zona de Los Pajaritos, con 51 viviendas y tres locales comerciales; 12 viviendas más diseminadas por otros espacios de la ciudad; una parcela de 8.100 metros cuadrados de la zona de Valdezorras, en el extrarradio de la ciudad, que admite la construcción de un máximo de 135 nuevas viviendas; y 3.485.000 euros en efectivo.

Según Espadas, gracias a la oferta de Inmobiliaria del Sur, Emvisesa obtiene recursos por importe de unos "once millones" de euros, para promover sus políticas de vivienda pública.

ADJUDICAR LAS VIVIENDAS

Al respecto, ha abundado que las 63 viviendas que recibe Emvisesa de manos de Insur están prácticamente "listas" para su adjudicación a demandantes de vivienda pública y, junto con los tres locales comerciales, suman un valor de unos 6,5 millones de euros. En ese sentido, ha precisado que la idea es comenzar cuanto antes con la entrega de estas viviendas ahora de posesión pública, destinando el 70 por ciento de ellas a demandantes de vivienda protegida "preferentemente" menores de 35 años y en régimen de alquiler, y reservando las restantes al capítulo de viviendas sociales.

En cuanto a los tres locales comerciales, serán destinados al programa municipal orquestado para reutilizar los locales propiedad del Consistorio que estuviesen vacíos, ofertando los mismos a emprendedores y proyectos de interés sociales, mientras la parcela de Valdezorras acogerá en el futuro 135 nuevas viviendas protegidas.

Finalmente, de los casi 3,5 millones de euros en efectivo que ingresa Emvisesa gracias a esta operación, 1,2 millones estarán destinados a sufragar la convocatoria promovida por la empresa municipal para adquirir viviendas ya construidas y vacías e incorporarlas a su parque de viviendas de cara a su adjudicación, mientras el dinero restante será usado para proyectos como la rehabilitación de un edificio de la calle García Ramos, en el casco histórico, para la creación de un alojamiento social para jóvenes y personas mayores.

Así, el alcalde ha defendido esta "solución imaginativa", gracias a la cual Emvisesa ha recabado activos con los que reforzar sus políticas y medidas en materia de vivienda pública.