Publicado 11/05/2016 20:11CET

Junta censura la "deslealtad" del Gobierno por la PAC y el PP-A la acusa de mentir

SEVILLA, 11 May. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Carmen Ruiz, ha censurado este miércoles la "deslealtad" del Gobierno de la Nación con Andalucía en la aplicación del modelo de la Política Agraria Común (PAC), lo que ha supuesto una pérdida de 902,5 millones en el periodo 2014-2020 con respecto al marco anterior. Si bien, el PP-A ha acusado al Gobierno andaluz de mentir sobre las cifras y de estar "en permanente campaña electoral".

Ortiz ha informado este miércoles en el Parlamento sobre el impacto de la aplicación del nuevo régimen de ayudas de la PAC en Andalucía, y ha recordado que aunque desde la Junta "ya veníamos alertando sobre las duras consecuencias de este modelo, lamentablemente, nuestras previsiones se han quedado cortas".

En el caso de las ayudas directas que perciben los agricultores y ganaderos, la merma es de 616,5 millones, lo que equivale a un recorte del 6,29 por ciento. La consejera ha recordado que este porcentaje es 10 veces más que lo que anunció el ex ministro Miguel Arias Cañete, quien aseguró que las asignaciones de los agricultores andaluces variarían en un margen máximo del 0,67 por ciento a la baja e incluso al alza.

La titular de Agricultura ha recalcado que "nuestros agricultores y ganaderos son las injustas víctimas de unas decisiones unilaterales que nadie puede entender y que perjudican especialmente a los pequeños productores". También ha afirmado que Andalucía ha asistido a una "regresión en toda regla en el espíritu y la esencia de los objetivos de la PAC, ya que se han dado pasos atrás desde el modelo aplicado en el anterior marco comunitario".

Ortiz ha subrayado que además se ha retrocedido en los criterios de asignación de los fondos de desarrollo rural, con un "arbitrario reparto de recursos que sólo perjudica a Andalucía", la única comunidad autónoma que pierde fondos. Además, ha resaltado la discriminación con Andalucía en el planteamiento de las ayudas asociadas, orientadas a amparar a los sectores con dificultades de rentabilidad y en riesgo de desaparición, porque "se han dejado fuera a sectores andaluces claramente cumplidores de estos parámetros".

Según los datos que se desprenden de la asignación definitiva de los derechos de pago básico publicada el 31 de marzo, las pérdidas de Andalucía ascienden a un total de 616,5 millones de euros en ayudas directas (Primer Pilar de la PAC) para el período que finaliza en 2020 (un balance anual medio de 96,5 millones desde 2015), según ha apuntado Ortiz, añadiendo que a ello se suma el recorte en los fondos de desarrollo rural (Segundo Pilar), 286 millones menos que en el anterior marco, lo que significa una pérdida del 9,8 por ciento.

En el turno de intervención de los grupos, el portavoz de Agricultura del PP-A, Manuel Andrés González, ha acusado a la consejera Ortiz de estar "en permanente campaña electoral", lo que le lleva a "utilizar cualquier cosa, hasta la mentira, para intentar desprestigiar al Gobierno central", que, según el 'popular', está "más preocupado del campo andaluz que la propia Junta, que es capaz de inventarse la cifra de aplicación de la PAC" para "confrontar" con el Ejecutivo de Rajoy.

En esa línea, ha enfatizado que "es imposible que, a día de hoy (la consejera), pueda dar una cifra fiable porque la campaña no se cierra hasta el 30 de junio", y en todo caso ha defendido que Andalucía será "la más beneficiada de los fondos de la PAC" gracias a la reforma del Gobierno central, que "salvó a los agricultores de la 'tasa plana' que pretendía el Gobierno del PSOE" y que ha criticado, porque con ella, según ha afirmado a modo de ejemplo, "el olivar andaluz hubiera perdido casi el 80 por ciento de las ayudas que sí va a recibir gracias al Gobierno del PP".

PODEMOS LAMENTA CRITERIOS POLÍTICOS Y NO AGRARIOS

Por su parte, la diputada de Podemos María del Carmen García ha asegurado que esta nueva PAC no favorece a Andalucía, sino todo lo contrario y que las organizaciones agrarias ya alertaron de ello, sin ser escuchadas por el Gobierno central. Ha lamentado que se hayan tenido en cuenta criterios políticos y no agrarios y ha advertido de que se han defendido los intereses de los grandes terratenientes en detrimento de los pequeños agricultores. "Señora consejera, ya nos vale quejarnos de lo mal que nos ha tratado el Gobierno central, sino de buscar soluciones y de ponernos manos a la obra", ha añadido.

En representación de Ciudadanos (C's) ha intervenido la diputada María del Carmen Prieto, que ha comenzado su intervención anunciando que su grupo no iba a entrar en "guerra de cifras" entre el Gobierno central y la Junta en relación a la PAC, y frente a ello ha preferido quedarse con la "buena noticia" de la ampliación del plazo de solicitud de ayudas de la PAC hasta el 15 de junio. En esa línea, ha subrayado la importancia de la PAC, si bien ha defendido que los agricultores "deben trabajar pensando más en el mercado que en las ayudas".

La diputada de IULV-CA Carmen Pérez ha compartido la crítica que ha hecho la consejera y ha lamentado que Andalucía sea la única comunidad que se ve perjudicada por una distribución "injusta y desigual". Ha destacado que IULV-CA ya vaticinó que esto ocurriría con el nuevo modelo y ha criticado que durante el proceso de negociación el Ministerio no haya sido claro con el sector, ni se haya sentado a escuchar las demandas de esta tierra, para la que el acuerdo final supone "todo un desastre".

Finalmente, el parlamentario del PSOE-A Miguel Castellano ha recordado que quien negoció la PAC en nombre de España fue el ministro Arias Cañete y que la Junta fue "muy leal" con el Ejecutivo central. Ha dicho que la consejera ha hablado de unos datos "más que reales, los que da el propio ministerio", y que desde el Gobierno del PP se ha decidido ser "los Robin Hood de los que más tienen".