Actualizado 07/06/2012 00:20 CET

El PSOE pide a Zoido que pruebe con la 'corrala Utopía' su "modelo de actuación" ante los desahucios

SEVILLA, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Grupo socialista del Ayuntamiento de Sevilla pide al alcalde, Juan Ignacio Zoido (PP), que explique y ponga en práctica el conjunto de medidas políticas y sociales que su Gobierno tenga previstas para atajar "situaciones límite como las de las familias desalojadas que ocuparon el bloque de viviendas en San Lázaro". Zoido debe tomar la llamada 'corrala Utopía' como "modelo de actuación" de su Gobierno en casos extremos como éste ante los que el Ayuntamiento "debe tener una posición clara de apoyo y mediación para conseguir dar una solución definitiva que devuelva la dignidad a estas personas".

Para el PSOE, los desalojos son un problema social que cada vez afecta a más familias por lo que el Gobierno de Zoido tiene que tenerlo en cuenta, "dejar de mirar para otro lado y disponer de medios técnicos y asistencia en una acción coordinada de Emvisesa y los servicios sociales municipales que respalden la intervención pública".

Para los socialistas, ése es el camino con que Zoido debe enderezar "la errónea decisión de contribuir de forma temeraria a tensar aún más un escenario difícil con el corte del suministro de agua que pone en riesgo la protección de la salud a la que están obligados todos los poderes públicos".

Los socialistas recuerdan que en el pleno de marzo pasado la mayoría absoluta del PP "tumbó la moción socialista que pedía a Zoido su intermediación como presidente de la FEMP para poner en marcha una moratoria hipotecaria de tres años que permitiera cierto respiro a las familias trabajadoras azotadas por el paro, por las reducciones de jornada y de salario, o que tuvieran bajo su cargo personas dependientes".

Entonces, el PSOE alertó de que en 2012 se preveían en torno a 3.500 casos en Sevilla de desalojos por imposibilidad real de pago de la cuota ante lo que se pedía a Zoido "un plan de viviendas sociales en alquileres asumibles". "El PP se limitó entonces a rechazar la propuesta socialistas sin plantear alternativa alguna ante una realidad evidente que en los primeros meses del año ya suma en torno a 300 desahucios", dice el PSOE.