Reducen a 19 años la pena pedida por la violación de la Cartuja (Sevilla) y las defensas piden la absolución

Actualizado 27/11/2018 16:22:05 CET

La Fiscalía admite la atenuante de intoxicación etílica para los tres acusados y las defensas señalan las "contradicciones" de la víctima

SEVILLA, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Sección Tercera de la Audiencia de Sevilla ha dejado este martes visto para sentencia el juicio celebrado contra tres varones de nacionalidad rumana acusados de la violación de una joven de 27 años y nacionalidad paraguaya en abril de 2017 en el entorno del estadio de la Cartuja, reduciendo la Fiscalía y la acusación particular su petición de pena de 23 años de cárcel para cada uno de ellos a un total de 19 años de prisión, toda vez que las defensas de los acusados han reclamado la absolución de los mismos dadas las "contradicciones" en las que habría incurrido la denunciante en sus diversas comparecencias.

Según han informado a Europa Press fuentes del caso, durante la sesión final de este martes ha testificado una amiga de la joven paraguaya denunciante de esta presunta agresión sexual múltiple, toda vez que a continuación cada una de las partes ha presentado sus conclusiones definitivas.

En ese sentido, recordemos que en el escrito de conclusiones provisionales de la Fiscalía, recogido por Europa Press, se detalla que fue la madrugada del 23 de abril de 2017 cuando la joven conoció en una discoteca del polígono de San Jerónimo a los tres procesados, D.D., N.M., ambos de 30 años, y A.I.M., de 31 años, abandonando dicho lugar a bordo del vehículo en el que habían llegado estos hombres.

Según la Fiscalía, dentro de dicho vehículo, y ya en las inmediaciones del estadio de la Cartuja, el acusado identificado como D.D. habría "manoseado" los genitales de la mujer, llegando a introducirle los dedos en la vagina pese a la oposición de la misma, para después agredirle fuertemente y finalmente penetrarla vaginalmente, prácticas que habría repetido los el también acusado A.I.M. pese a los intentos de la víctima por escapar.

ABANDONADA EN UN DESCAMPADO

La joven, siempre según el relato del Ministerio Publico, habría sido finalmente abandonada en un descampado cercano al lugar donde había sido estacionado el coche, no sin que antes N.M. le propinase también fuertes golpes y la penetrase vaginalmente, toda vez que a la joven se le diagnosticó el 2 de mayo una infección del tracto urinario, dada la existencia de restos contaminantes en el interior de su saco vaginal; necesitando tratamiento curativo consistente en toma de antibióticos, analgésicos, antiinflamatorios y cura de las erosiones.

Y aunque la Fiscalía solicitaba en su escrito provisional de calificaciones 20 años de cárcel para cada uno de los tres acusados por un delito continuado de agresión sexual, más otros tres años de prisión por un delito de lesiones, es decir 23 años para cada uno de los tres hombres, el Ministerio Público ha reducido su petición.

La Fiscalía habría admitido la atenuante de intoxicación etílica esgrimida respecto a los tres acusados, reduciendo de 20 a 16 el número de años solicitados para cada uno de los acusados por el presunto delito continuado de agresión sexual, con lo que la pena global reclamada a cada uno de ellos se reduce de 23 a 19 años de prisión. En cuanto a la acusación particular, se habría adherido a este posicionamiento de la Fiscalía.

LAS "CONTRADICCIONES" DE LA VÍCTIMA

En el caso de las defensas de los acusados, han reclamado la absolución de los mismos al considerar que "la única prueba de cargo que podría existir" contra ellos sería el testimonio de la denunciante y presunta víctima, quien habría incurrido en "suficientes contradicciones" respecto a su propio relato como para no contar el mismo con "veracidad suficiente" para que se emita una sentencia condenatoria.

Y es que según avisan las defensas de los tres acusados, en el marco de sus varias comparecencias ante la Policía Nacional y el Juzgado durante la instrucción del caso y en la propia vista oral, esta mujer habría incurrido en "contradicciones" en aspectos como el número de personas participantes en los hechos y el número de agresiones sexuales supuestamente sufridas.

En ese sentido, aunque el material probatoria habría confirmado un contacto sexual entre la mujer y uno de los varones, el mismo lo habría atribuido a una relación consentida, toda vez que por estos hechos fue detenido un cuarto joven de nacionalidad rumana, si bien la juez instructora del caso le exculpó después de que la denunciante atribuyese la autoría de la agresión sexual a los otros tres, quienes de su lado niegan haber agredido sexualmente o violado a la mujer.

Actualmente, dos de los tres acusados, en concreto D.D. y N.M., están en prisión provisional mientras el tercero de ellos, A.I.M., salió en libertad el 8 de agosto de 2017 previo pago de una fianza de 12.000 euros y la prohibición de acercarse a la víctima.

Para leer más