30 de marzo de 2020
 
Publicado 22/02/2020 17:41:52CET

Más de 2.500 personas llenan la plaza Mayor de Boltaña en la XIII edición de 'trufa-te'

XIII Edición de 'trufa-te'
XIII Edición de 'trufa-te' - DPH

BOLTAÑA (HUESCA), 22 Feb. (EUROPA PRESS) -

Más de 2.500 personas han llenado este sábado la plaza Mayor de Boltaña para disfrutar de la trufa negra producida en el Alto Aragón con motivo de la XIII edición de 'trufa-te'. Además, 6 establecimientos de la localidad, junto a la Escuela de Hostelería Guayente, han repartido más de 8.000 tapas elaboradas con 8,4 kilos de 'tuber melanosporum'.

El presidente de la Diputación Provincial de Huesca, Miguel Gracia, ha sido el encargado de inaugurar la jornada y ha destacado "la importancia del cultivo y consumo de este hongo para el desarrollo de nuestro territorio". También ha recordado que la producción "no se concentra en una sola zona", sino que en diferentes puntos del Alto Aragón, la trufa "genera empleo, riqueza y, por lo tanto, asienta población".

Gracia ha estado acompañado en el evento por el alcalde de Boltaña, José María Giménez, así como por truficultores, responsables comarcales y municipales del Sobrarbe y representantes del sector empresarial.

En cuanto al evento, el edil de la localidad ha remarcado "el trabajo y el esfuerzo de los hosteleros de Boltaña" que, junto a la Escuela de Hostelería de Guayente, "han sabido estar a la altura de esta celebración festiva a nivel provincial".

Además, ha confiado que la cita haga de Boltaña "un lugar de visita también por la calidad de su gastronomía local" con el objetivo final de "hacerlo más conocido para el turismo y las empresas de restauración". Este evento y otros como los carnavales de Bielsa han hecho posible que "muchos turistas hayan completado su fin de semana en la comarca del Sobrarbe", ha añadido.

VENTA DE TRUFA

La jornada ha arrancado en la plaza Mayor de Boltaña a la 12.00 horas mucha expectación. La inauguración del evento daba paso a la apertura del punto de venta de trufa fresca, habilitado para la ocasión por la Asociación de Recolectores y Cultivadores de la Trufa de Aragón. Este año, se han trasladado casi 8 kilos de trufa desde el mercado de Graus para venderlos al detalle al precio de 70 céntimos el gramo.

Las trufas puestas a la venta procedían principalmente de las zonas de mayor producción, como son Sobrarbe y La Ribagorza, por ser pioneras en la provincia, aunque también ha habido lotes de 'tuber melanosporum' cultivadas en Alto Gállego y Jacetania, donde ya empiezan a recoger los resultados, por tratarse de cultivo lento, de largo plazo.

El presidente de los truficultores, David Royo, ha subrayado la importancia de "dar a conocer este cultivo, que ya ocupa casi 1.700 hectáreas solo en el Alto Aragón" y que "es capaz de ofrecer otra vía agrícola al sector y extender la producción tradicional de trufa del monte en forma de plantación por toda la provincia".

Además, Royo ha apuntado que, en la cosecha de este año, el aroma de la trufa es superior y que, debido a las altas temperaturas, la recolección acabará antes.

AYUDAS AL CULTIVO

La Diputación Provincial de Huesca convoca cada año subvenciones para el fomento del cultivo de la trufa negra. En este sentido, hasta el próximo 4 de marzo permanecerá abierta la convocatoria de 2020 en las dos modalidades habituales: para el establecimiento de nuevas plantaciones y para la mejora de las ya existentes.

En el primer caso, para cultivos con una superficie mínima de 2.000 metros cuadrados, se costearán las inversiones para instalar cercados, con una cuantía máxima de 20.000 euros, mientras que el segundo grupo de ayudas contempla la concesión de hasta 2.500 euros por hectárea para mejorar el sistema del riego en cada parcela.

Además de la convocatoria anual de subvenciones para el cultivo, la institución apuesta por dar a conocer este hongo gastronómico en todo el territorio altoaragonés. Por eso, 'trufa-te' ha pasado, a lo largo de su historia, por 10 localidades del Alto Aragón como la ciudad de Huesca, Barbastro, Jaca, Aínsa, Tamarite de Litera, Sabiñánigo, Graus, Binéfar, Fraga y Monzón.