Más de un centenar de personas se concentra en Oviedo "para no ir hacia una dictadura"

Un momento de la concentración.
EUROPA PRESS.
Actualizado 05/11/2017 19:19:01 CET

OVIEDO, 5 Nov. (EUROPA PRESS) -

Algo más de un centenar de personas se concentro este domingo 5 en la oventense Plaza de la Escandalera en "solidaridad" con el pueblo catalán, contra la aplicación del 155 y por la libertad de los "presos políticos". Según los organizadores son necesarias respuestas políticas y no represivas "porque el 155 es demasiado y va ya a una dictadura".

Así lo ha afirmado el portavoz de 'Asturies pol derechu a decidir', Andrés García, que ha añadido que la concentración es el inicio de una serie de actos reivindicativos contra la aplicación del 155. Por eso, este sábado van a organización una manifestación en Gijón "donde la de Asturias será una más de las marchas convocadas en todo el Estado".

García ha señalado que lo que solicitan es que no haya más detenciones, la libertad de la gente detenida y de los presos, "que consideramos políticos", además de los que están en la cárcel "en aplicación de Ley Mordaza". "El aumento de la represión está siendo muy grande y necesitamos una respuesta en la calle contra la aplicación del 155 y para proponer soluciones contundentes y políticas y no represivas", ha sentenciado.

Por otro lado, ha explicado que el derecho a decidir va más allá de conceptos como la nacionalidad o la plurinacionalidad: "El derecho a decidir de la vida en general, de la sanidad, de nuestros cuerpos, de la educación... Estamos a favor del derecho a decidir de los catalanes y de cualquier sociedad, es un derecho fundamental y básico", ha opinado.

También ha explicado que el 80% de la sociedad catalana quiere ejercer ese derecho, "para votar sí, no o abstenerse". "Ahora es el autogobierno de Cataluña pero puede extenderse a otros territorios que decidan con otro tipo de políticas poner en duda el tipo de sociedad que quiere el Gobierno actual", ha afirmado.

Para García, la aplicación del 155 en Cataluña es sólo el primer paso "porque ahora lo pueden aplicar en otro territorio y es importante que todos los pueblos y la sociedad salga a la calle a plantear soluciones políticas y democráticas". "El 155 es demasiado y va ya a una dictadura", ha sentenciado.