Actualizado 21/07/2012 17:50 CET

Los consumidores y usuarios de luz y gas dispondrán de teléfono gratuito para comunicarse con las compañías

SANTANDER, 21 Jul. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Innovación, Industria, Turismo y Comercio, Eduardo Arasti, a través de la Dirección General de Consumo del Gobierno de Cantabria, ha requerido a todas las comercializadoras de gas y electricidad que operan en Cantabria a poner a disposición de los consumidores de la región formas de contacto para mejorar la comunicación con sus clientes.

Se les ha instado a facilitar teléfonos gratuitos, dirección postal, fax y e-mail de contacto, según ha informado en un comunicado el Ejecutivo regional.

Según ha explicado, el objeto de este requerimiento es, "no sólo para velar por el cumplimiento de la legislación vigente, sino, sobre todo, para proteger los derechos de los consumidores, que no tienen que asumir coste alguno por las comunicaciones o reclamaciones que realicen con las comercializadoras".

En este sentido, Arasti ha señalado que "el Real Decreto-Ley 13/2012, de 30 de marzo, por el que se transponen directivas en materia de mercados interiores de electricidad y gas y en materia de comunicaciones electrónicas, establece una serie de obligaciones para las comercializadoras del sector eléctrico y gasístico, que el Gobierno de Cantabria quiere que se cumplan de la forma más efectiva para el consumidor".

Desde la Dirección General de Comercio y Consumo, se quiere hacer hincapié en que, en relación al suministro eléctrico, las comercializadoras han de disponer de un servicio de atención a sus quejas, reclamaciones, solicitudes de información o comunicaciones de cualquier incidencia en relación al servicio contratado u ofertado, poniendo a su disposición una dirección postal, un servicio de atención telefónica gratuito, y un número de fax o una dirección de correo electrónico al que los mismos puedan dirigirse directamente.

Del mismo modo, se recuerda que, en relación al suministro de gas, las comercializadoras han de disponer de un servicio de atención a sus quejas, reclamaciones, solicitudes de información o comunicación de cualquier incidencia en relación al servicio contratado u ofertado, poniendo a su disposición una dirección postal, un servicio de atención telefónica gratuito, un número de fax y un correo electrónico al que los mismos puedan dirigirse directamente.

Dicho sistema de comunicación electrónica deberá emitir de forma automatizada un acuse de recibo con indicación de la fecha, hora y número de solicitud, de manera que exista una seguridad de que la solicitud del ciudadano ha tenido entrada.