Cooperativas C-LM augura "una nueva vendimia problemática" con 17 millones de hectolitros para el final de la campaña


Actualizado 30/05/2014 17:39:06 CET
Viñedos
EUROPA PRESS

CIUDAD REAL, , 30 May. (EUROPA PRESS) -

Cooperativas Agro-alimentarias Castilla-La Mancha ha asegurado que para el final de campaña se estiman unas posibles existencias de 17 millones de hectolitros (entre vino y mosto), por lo que considera que con una cosecha total por encima de los 23,5 millones de hectolitros se avecinaría "una nueva vendimia problemática", como sucedió el año pasado.

En esta campaña, en la que se espera una cosecha media, el sector vive una "gran preocupación" respecto al funcionamiento del mercado actual, con "incertidumbre" ante la próxima vendimia por "la dificultad que podría haber en su ubicación", ha informado Cooperativas mediante un comunicado.

Según los datos manejados en la última Asamblea Sectorial Vitivinícola de Cooperativas Agro-alimentarias, el año pasado en Castilla-La Mancha, entre existencias y producción se llegó a los 40,5 millones de hectolitros (8 de existencias, 32,5 de producción).

Durante su Asamblea celebrada este viernes en Alcázar de San Juan (Ciudad Real), las cooperativas han demandado medidas en el sector del vino, tanto a corto como a medio plazo, que pasen, entre otras, "por retirar producto a través de una destilación excepcional, impedir la chaptalización y potenciar los departamentos comerciales de las cooperativas".

El presidente de Cooperativas Agro-alimentarias Castilla-La Mancha, Ángel Villafranca, ha señalado durante su intervención, que "si bien es necesario estructurar desde nuestras empresas medidas a medio plazo que fortalezcan la comercialización, a corto plazo es apremiante que se pongan en marcha medidas excepcionales ante una cosecha histórica de vino, como la que tuvimos el pasado año, y una situación actual de mercado tensa".

Esta demanda fue la que trasladó a la consejera de Agricultura, María Luisa Soriano, apuntando que "demandamos a nuestras administraciones un amplio abanico de medidas ante la próxima vendimia como: más influencia en Bruselas, impedir la chaptalización, herramientas para retirar producto del mercado y destilación extraordinaria para una parte del vino".

Soriano ha avanzado que su departamento ya mantiene conversaciones con el Gobierno para trabajar sobre el asunto, señalando que "este tipo de medidas de retirada de producto del mercado solo se podrían llevar a cabo con fondos estatales y están muy limitadas por parte de la Unión Europea desde 2007".

"No obstante estudiaremos con el sector no solo medidas para retirar vino, que implicarían destinar 40 millones de euros para retirar dos millones de hectólitros, lo que puede incluso provocar una caída de precios, más que ayudar; sino otras que favorezcan y optimicen la comercialización", ha asegurado.

SITUACIÓN QUE SE PUEDE REPETIR

Por su parte, el director general del Observatorio Español del Mercado del Vino (OeMV), Rafael del Rey, ha afirmado durante su ponencia 'Los Mercados del Vino en 2014: producir para vender', que "tenemos que actuar a medio plazo y no ante la inmediatez de los problemas, porque esta situación, de elevabas producciones, tiene más visos de ser una situación que se repita, a que sea puntual, aunque la climatología tenga distintas incidencias en cada campaña".

Por ello, el mercado exige que "adecuemos lo que producimos a lo que realmente demanda el consumidor, que pasa por varietales, marca y embotellados y continuemos elaborando unos graneles de alta calidad, pero reconduciendo la estrategia comercial", ha afirmado.

En este sentido ha puntualizado que "como no se puede embotellar todo, lo que hay que hacer es vender cantidades a mejor precio, pero eso quien lo consigue son los departamentos comerciales, que tienen que tener muy en cuenta las varietales, la marca y mejorar el embotellado".

"Graneles sí , pero no baratos; no podemos vender nuestros graneles de excelente calidad a nuestros vecinos, para que ellos se los vendan al consumidor final, tenemos que quedarnos con ese valor añadido, y la estrategia para ello es a medio plazo y pasa por mejorar la comercialización. En resumen, tenemos que vender a los clientes de nuestros clientes y no a nuestros competidores", ha aconsejado Del Rey.

ASISTENTES Y FACTURACIÓN

A este asamblea, en la que se han aprobado las Cuentas y Gestión 2013 de la organización y actuaciones del 2014, han asistido más de 200 representantes y responsables de cooperativas de toda la región y ha contado con la presencia de José Fernando Sánchez Bódalo, vicepresidente de la Diputación de Ciudad Real; Diego Orgeta, alcalde de Alcázar de San Juan, así como responsables de otras instituciones.

La facturación total de las cooperativas agroalimentarias de Castilla-La Mancha es de 1.534,44 millones de euros; el sector que presenta un mayor volumen es el de vinos y mostos, con 555,04 millones de euros al año. Lo conforman en nuestra región 150.000 socios cooperativistas y en torno a 450 cooperativas.

Las cooperativas agroalimentarias han aumentado su empleo en los últimos años en un 4,1%. En Castilla-La Mancha la tasa de crecimiento de producción agraria ha disminuido un 4,1%, sin embargo el valor de la producción agraria de las cooperativas ha crecido, en los últimos cinco años, un 23,2%, lo que refleja la fortaleza del sector.