El PP cree que los 100 días de Puente han tenido "más gestos que gestión" y no ve "más transparencia ni mejor gobierno"

Publicado 21/09/2015 12:09:00CET
Los concejales del PP José Antonio Martínez Bermejo y Jesús Enríquez
EUROPA PRESS

Enríquez considera que el alcalde es "posiblemente más simpático" y más "in", por "incumplidor", "injusto" e "indecoroso" Los 'populares' creen que ya ha se han "lamido las heridas" y son la "alternativa de Gobierno"

VALLADOLID, 21 Sep. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Grupo Municipal Popular, José Antonio Martínez Bermejo, y el portavoz, Jesús Enríquez, han considerado que los 100 días de Gobierno de PSOE y Valladolid Toma la Palabra en el Ayuntamiento han tenido "más gestos que gestión", al tiempo que no ven "ni más transparencia ni mejor gobierno".

Los concejales del PP han hecho balance este lunes de los 100 días que han transcurrido desde la toma de posesión de Óscar Puente como alcalde de Valladolid y han repasado "incumplimientos" y las "pocas realizaciones" que ha tenido el nuevo equipo de Gobierno, las cuales han señalado que "no son de competencia municipal o son de dudosa efectividad".

En términos generales, Jesús Enríquez ha apostado por el mensaje de que el Gobierno "tripartito", término que aseguran que utilizarán "mientras Sí se Puede forme parte de la Junta de Gobierno", ha tenido "más gestos que gestión" porque entiende que "las grandes promesas de regeneración y de calidad democrática o han fracasado o no han existido".

El portavoz 'popular' ha recurrido a un "folleto" que repartió el nuevo alcalde de Valladolid en los buzones de la ciudad y en el que se comprometía a aprobar un plan de empleo, a rescatar la gestión pública en diversos servicios, a facilitar el acceso a la vivienda, a mejorar la transparencia en el Ayuntamiento y a eliminar la tasa de basuras. Ésta última sería la única promesa cumplida, aunque con la "trampa" de la solicitud de revisión de los valores catastrales que impedirá que baje el recibo del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI).

En cuanto a los incumplimientos que percibe Enríquez, ha señalado que "no se ha aprobado ningún Plan de Empleo" e incluso "se ha reducido en medio millón la cantidad destinada a luchar contra el paro"; "no se ha rescatado para lo público servicios ejercidos por empresas privadas" y, en cambio, se han renovado contratos; no se ha facilitado el acceso a la vivienda aunque el edil reconoce que se han hecho gestiones con entidades bancarias; y la transparencia "ha ido a peor", pues no se han colgado en la web las facturas municipales y no se han actualizado informaciones como la estructura del Gobierno.

Jesús Enríquez se ha referido a otros incumplimientos, como la propuesta incluida en el documento que se acordó con Valladolid Toma la Palabra para sustentar el pacto de Gobierno de revisar los sueldos del alcalde y los concejales. De hecho, Enríquez ha calculado que se ha pasado de un equipo de Gobierno con "ocho sueldos" --sin incluir el del consejero delegado de la Presidencia, Fernando Rubio-- a uno con "once", para lo que suma al alcalde, los ocho concejales y los portavoces de PSOE, Pedro Herrero, y Sí se Puede, Charo Chávez, que tiene sueldo de portavoz pero no responsabilidad de gestión municipal.

Por otro lado, ha aseverado que lo que sí se ha cumplido han sido medidas que, o bien no son competencia municipal, como la apertura de los comedores escolares durante los meses de verano o el incremento de 50 euros en las ayudas para material escolar, o bien han supuesto la paralización de proyectos que ya estaban en marcha.

"SIN ALTERNATIVAS"

En este sentido, Enríquez ha citado la revisión del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), que "todavía no tiene alternativa de estudio", la Ciudad de la Justicia que el nuevo equipo de Gobierno quiere mantener en el centro de la ciudad; o la ampliación de Vallsur. "Con ello han conseguido que se pierdan inversiones sin ofrecer, hasta ahora, alternativas viables", ha recalcado el portavoz.

Tanto Martínez Bermejo como Enríquez han apuntado que se perciben los "primeros síntomas de mala gestión, despilfarro, partidismo y disenso" en el equipo de Gobierno. Así, el portavoz del PP ha recordado que "se dieron mucha prisa" para suprimir la Gerencia de Urbanismo y el cargo de gerente de la Sociedad VIVA, mientras que el concejal de Urbanismo, Infraestructuras y Vivienda, Manuel Saravia, "acumula funciones que no le corresponden".

Por ello, han considerado, están "en peligro" proyectos como la rehabilitación del Cuatro de Marzo y de 29 de octubre, sobre el cual el PP ha manifestado su apoyo "siempre que sea legal y viable". También ha aseverado Enríquez que han detectado casos de "mala gestión en la contratación", como el caso del contrato de señalización de vías públicas, o el "fracaso" del vaso "ecológico" en las fiestas de Valladolid.

Por último, han insistido en criticar el "comportamiento partidista" del equipo de Gobierno ejemplificado en el "politizado pregón-mitin de fiestas" a cargo de Los Celtas Cortos y su líder, Jesús Cifuentes, que consideran que no fue "un momento de concordia para todos los vallisoletanos".

"PLENOS-BORROKA"

En cuanto al papel del alcalde, Óscar Puente, Jesús Enríquez ha reconocido que "posiblemente sea más simpático que el anterior", al tiempo que ha ironizado con que también es "más in". Pero no se trata de una alabanza, sino de un crítica por considerarlo "incumplidor", "injusto" en el reparto de turnos en los plenos y en las "interrupciones" que hace en las sesiones para "matizar, responder, cuestionar y hacer oposición a la oposición" y por "indecoroso" ya que "masca chicle durante los plenos" y permite que, desde la tribuna de público, se interrumpa las intervenciones de los 'populares' en lo que ha definido como "plenos borroka".

Jesús Enríquez también ha hecho hincapié en varias gestiones del teniente de alcalde, Manuel Saravia, a quien ha reprochado su actitud "intervencionista" con propuestas como el protocolo de uso de la Plaza Mayor, que según el edil 'popular' debería limitarse a una "reflexión" sobre la superficie de ella que se puede ocupar; o afirmaciones como que la Ciudad de la Justicia se haría "sí o sí" en el Colegio El Salvador.

Otro aspecto reprochado por los 'populares' ha sido que, según Martínez Bermejo, mientras que la ministra de Fomento, Ana Pastor, trató "con cortesía" a los representantes municipales en la reunión sobre el proyecto ferroviario, el alcalde "ni siquiera ha recibido" a varios ministros que han visitado la ciudad.

Por su parte, Martínez Bermejo ha detallado la actuación llevada a cabo por el PP como grupo político más numeroso del Ayuntamiento y de la oposición, y que, después del proceso de "catarsis" tras la derrota electoral que puso fin a 20 años de Gobierno 'popular' y de "lamerse las heridas", considera que ya se muestra como "la alternativa" de Gobierno. Así, ha enfatizado que se demostrará "dentro de 1.360 días", cuando concluya el mandato que acaba de comenzar.

El presidente del Grupo Popular ha destacado propuestas "positivas para la ciudad" que han planteado, como el Plan Industrial y de innovación, la apuesta por un soterramiento "completo a lo largo de toda la ciudad", la propuesta para que se baje el IBI en un 10 por ciento, como considera que harán otras capitales; o el apoyo a la acogida de refugiados y la presencia de ediles del PP en el acto del Día del Orgullo Gay.

A juicio de Martínez Bermejo, la oposición ejercida por el Grupo Popular es "activa", con "más del doble" de mociones que las presentadas por el PSOE y Toma la Palabra y la intervención de los 12 miembros en los dos primeros plenos. Por ello, ha reflexionado que "no son tiempos de liderazgos mesiánicos, sino de trabajo en equipo".

Del mismo modo, ha calificado de "coherente" la posición del PP en asuntos como el soterramiento y el Campus de la Justicia, sobre el cual apoyan su construcción en el centro de la ciudad "siempre que no cueste un euro más a los ciudadanos, que no ponga en peligro la apuesta del Ministerio y que no retrase sensiblemente el proyecto".

Para leer más