El Ayuntamiento de Lleida denuncia ante Fiscalía irregularidades del club infantil Banyetes

Publicado 27/11/2019 19:50:55CET
Sandra Castro, Jordina Freixanet y Elena Ferre, concejalas de Lleida, a la salida de Fiscalía.
Sandra Castro, Jordina Freixanet y Elena Ferre, concejalas de Lleida, a la salida de Fiscalía. - EUROPA PRESS

El PSC ofrece colaboración y apoyo en la investigación de una presunta desviación de fondos

LLEIDA, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Lleida, gobernado por ERC, JxCat y El Comú de Lleida, ha presentado este miércoles una denuncia ante Fiscalía y la Oficina Antifrau de Catalunya (OAC) por presuntas irregularidades y desviaciones de fondos del club infantil Banyetes, que ha recibido dinero del municipio desde 2006 y al que el nuevo consistorio no renovará las aportaciones que recibía con el gobierno anterior del PSC.

El Ayuntamiento considera que estas irregularidades pueden ser presuntos delitos de tráfico de influencias para obtener un puesto en el consistorio desde donde se gestionó la marca, además de apropiación indebida del nombre y de extorsión o de soborno, según ha explicado este miércoles en rueda de prensa la concejal de participación y lucha contra la corrupción, Elena Ferré.

"Una persona después de ocupar el puesto de empleado público continuó haciendo toda la gestión del club desde la gerencia de la Fundación del Paisaje Urbano y la Fundación del Teatre de la Llotja", ha afirmado Ferré.

También ha señalado que de 2006 a 2019 el responsable del club ha recibido 810.401 euros de las arcas públicas municipales y, a preguntas de los medios sobre la identidad de esa persona, ha evitado señalarla.

Ferré ha apuntado una posible concurrencia de delitos contra la administración pública "en el momento en el que decidió explotar la marca onerosamente y exigir 42.000 euros anuales a la única empresa adjudicataria del contrato con lo que se apunta un posible delito de extorsión o de soborno".

"Queremos manifestar que no actuó solo, queremos que se investigue y que se aclaren todas las responsabilidades políticas que han permitido, autorizado o impulsado las actuaciones que se le reprueban", ha señalado Ferré.

"Hemos venido a levantar alfombras, a sacar telarañas, a poner negro sobre blanco, a ordenar y a denunciar dentro y fuera las irregularidades", ha agregado la concejal.

La teniente de alcalde Jordina Freixanet ha lamentado que el Ayuntamiento no puede usar la marca, y ha avanzado que el equipo de Gobierno tiene muchos proyectos para los niños y las niñas de la ciudad.

IMPULSOR DE LA MARCA

El impulsor de la marca Banyetes es Jesús Costa, desvinculado del Ayuntamiento desde 2016, según ha explicado él mismo a Europa Press.

Costa ha añadido que creó el club antes de que entrar en el consistorio: "Yo me lo inventé, después fui al Ayuntamiento, lo gestioné porque el Ayuntamiento estuvo interesado en que ese club hiciera las actividades infantiles".

Ha insistido en que el club fue invención suya, por lo que registró la marca, y que en 2016 se marchó del Ayuntamiento, pero el consistorio quiso continuar con el proyecto e hizo un concurso para adjudicarlo a otra empresa.

Costa ha remarcado que, dos años antes de que él estuviera en el Ayuntamiento, el club ya colaboraba con la Fundación Lleida Solidària aunque él no tenía registrada la marca y que fue en esa época cuando convocó un concurso de cuento en el que se presentó el dibujo del Banyetes.

Según su versión, el entonces alcalde, el socialista, Àngel Ros, se fijó en el club y le propuso entrar en el Ayuntamiento y gestionarlo y que consideró que era necesario registrar la marca y así lo hizo.

Por su parte el PSC ha asegurado en un comunicado que ofrece al gobierno municipal su colaboración y apoyo para la investigación de posibles irregularidades en la gestión Club Banyetes.

Contador

Para leer más