El PSC-Units pedirá al TC medidas cautelares si Torrent acepta el voto delegado de Puigdemont

Eva Granados, PSC. Foto de archivo
Europa Press
Actualizado 08/10/2018 13:23:37 CET

BARCELONA, 8 Oct. (EUROPA PRESS) -

La portavoz del PSC-Units en el Parlament, Eva Granados, ha anunciado que su grupo presentará un recurso de amparo al Tribunal Constitucional (TC) pidiendo medias cautelares si el presidente de la Cámara, Roger Torrent, no frena la delegación de voto de los cuatro diputados de JxCat entre los que está el del expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont.

En una rueda de prensa, Granados ha explicado que tienen el recurso preparado por si en la reunión de este miércoles a las 15.30 horas Torrent rechaza las peticiones de reconsideración presentada por los socialistas, Cs y PP contra la aceptación de la fórmula de JxCat para que sus diputados suspendidos por el Tribunal Supremo puedan seguir votando.

En el documento, consultado por Europa Press, piden al TC "la suspensión de los efectos del acto impugnado y cualesquiera otras medidas cautelares que estime pertinentes para asegurar el objeto de amparo solicitado", y lo piden por ser un supuesto de urgencia excepcional.

Con esta medida, los socialistas buscan no llegar a un pleno en el que las votaciones de los cuatro diputados de JxCat pudieran acabar invalidando votaciones en una semana en la que se celebrarán tres plenos en la Cámara.

"Todas las votaciones estarían viciadas de nulidad. Paralizaríamos de nuevo el Parlament y entraríamos en la deriva de la pasada legislatura", ha advertido Granados, que ha recordado que a lo largo de la semana se votarán medidas como que las mujeres maltratadas tengan acceso a la renta garantizada de ciudadanía.

Ha dicho que desconoce si el Gobierno presentará un recurso al TC --que suspendería automáticamente los cuatro votos de JxCat-- pero ha recordado las palabras de su portavoz, Isabel Celaá, contrarias a la fórmula.

EL ACUERDO TRAS EL DESACUERDO

JxCat y ERC llegaron a las puertas del pleno del Debate de Política General en desacuerdo sobre cómo aplicar las suspensiones dictadas por el Supremo: los republicanos eran partidarios de designar a un sustituto de su grupo para que desempeñara los derechos de sus diputados suspendidos y JxCat quería seguir delegando el voto de los suyos como hacían antes de la suspensión.

Antes del pleno decidieron llevar a la Comisión del Estatuto de los Diputados un informe conjunto que contenía dos puntos: uno para votar la suspensión de los diputados y otro con la fórmula que defendía ERC.

El dictamen salió adelante en la comisión, se elevó al pleno y se aprobó el 2 de octubre tras un acuerdo entre JxCat y ERC que presuponía que ambos grupos se atenderían al dictamen votando en contra de la suspensión del Supremo y acogiéndose a la suspensión temporal de sus diputados a través de la designación de un sustituto.

Los diputados de ERC Oriol Junqueras y Raül Romeva registraron en el Parlament un documento que pedía la designación, pero JxCat se negó a hacerlo provocando una fractura con los republicanos que se escenificó con la suspensión del Debate de Política General y una larga reunión en el Parlament.

Después de ese encuentro, tras cerca de siete horas, Torrent decidió aceptar que los cuatro diputados de JxCat presentaran cuatro escritos nuevos, que serían registrados tras la suspensión del Supremo --no como las delegaciones de voto que ya tenían--, que hacían referencia al acuerdo del 2 de octubre, pero que seguían hablando de delegar el voto y no de designarlo.

DELEGACIÓN "FRAUDULENTA"

"Nosotros no queremos alterar las mayorías, y damos por buenas las designaciones de Romeva y Junqueras", ha explicado Granados, que insiste en pedir a Torrent una reflexión sobre la vía de JxCat y, si no lo hace, pedirá al TC que no permita votar a los cuatro diputados de JxCat por esta vía, que ha tachado de delegación de voto fraudulenta.

Ha incidido en que no quieren llegar a presentar el recurso, pero ha avisado de que llegarán a donde sea para mantener las instituciones de autogobierno, la legalidad y el Estado de derecho: "No dejaremos el autogobierno en manos de aquellos que han demostrado que no son capaces de sostenerlo".

La portavoz socialista también ha criticado que se aplicara el artículo 25 del reglamento, para suspensiones de diputados que "ya estaban suspendidos" por la Ley de Enjuiciamiento Criminal.

Asimismo, ha recordado que los dos puntos que se aprobaron en el Parlament se votaron por separado, lo que consideran que es incongruente porque primero se rechaza la suspensión y después de aplica una fórmula para dar forma a esa suspensión.