Actualizado 11/02/2006 16:02:33 +00:00 CET

Los españoles se comunican un 33 por ciento más que la media europea

MADRID, 11 Feb. (EUROPA PRESS) -

Un estudio elaborado por MSN, la red de servicios online de Microsoft, sobre los hábitos y preferencias de comunicación de los europeos, revela que los españoles se comunican un 33 por ciento más que la media europea. Además, en España, las mujeres, que son mucho más activas y duplican el número de comunicaciones a los varones, arrojan un perfil más práctico que ellos, que por el contrario son más románticos.

El estudio, elaborado en Alemania, Países Bajos, Gran Bretaña y España, pone de manifiesto que la forma más habitual de comunicación es el cara a cara, seguido de las llamadas a móviles, la mensajería instantánea, los SMS y el correo electrónico. Las mujeres utilizan más el cara a cara y los hombres el móvil.

El informe refleja que tanto hombres como mujeres persiguen con sus comunicaciones relaciones sociales (37%), intercambiar información (23%), relacionarse con su pareja (15%), fines prácticos (13%) y concertar citas (12%). Sin embargo, las mujeres duplican a los hombres en número de comunicaciones con fines prácticos, que para ellas es de un 15% mientras que para los hombres es de un 7% y que los hombres lo hagan más con fines románticos (17%) que las mujeres (12%).

En cuanto a los canales de comunicación con relación al amor, los españoles, dejando aparte el cara a cara, utilizan en primer lugar el teléfono móvil seguido de Internet. De hecho, en España se duplica el uso de Internet para comunicarse con la pareja -20 por ciento en España frente al 10 por ciento de la media europea-, lo que pone de relieve que pese a que en nuestro país hay un porcentaje menor de penetración en Internet, los productos online se han posicionado rápidamente como una herramienta al servicio del amor para los españoles.

SOBREVIVEN LAS CARTAS DE AMOR

De una manera paralela, la comunicación escrita sigue ocupando un lugar destacado en cuestiones amorosas -un 12 por ciento del total; al mismo nivel que el teléfono fijo y el correo electrónico, mientras que en el resto de Europa "la carta de amor parece haber muerto", dice el estudio.

En cuanto al día y la hora, el estudio arroja que el día preferido para las comunicaciones de los europeos es el jueves, lo que indica que, según se acerca el fin de semana, la comunicación aumenta. En España, aunque no hay ningún día en el que disminuya, los europeos viven el domingo con más tranquilidad en ese sentido.

De la misma manera, la hora punta de las comunicaciones entre los europeos está entre las cinco y las seis de la tarde mientras que en España esta franja se amplía considerablemente y alcanza su punto máximo en la hora de la comida y al terminar la jornada laboral hasta bien entrada la noche: entre las 17.00 y las 23.00 horas.