Actualizado 18/03/2020 19:35 CET

Educación crea el vale beca comedor para que familias en situación de vulnerabilidad puedan comprar alimentos en Consum

Consum
Consum - CONSUM - Archivo

VALÈNCIA, 18 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Conselleria de Educación, mientras dure la suspensión temporal de la actividad educativa presencial decretada para contener la expansión del virus COVID-19, mantendrá a las familias beneficiarias de la totalidad de beca comedor y los alumnos de los 29 centros de educación especial de la Comunitat, un mecanismo para asegurar la adquisición de alimentos gratuitos para cubrir este servicio. Se trata de un 'vale beca comedor' que permitirá adquirir alimentos en los establecimientos de la cooperativa valenciana Consum.

La Conselleria ha aclarado que las personas beneficiarias no tendrán que desplazarse a los supermercados, sino que recibirán el bono. Además, han precisado que no es necesario llamar por teléfono a los supermercados, puesto que en pocos días será la Conselleria y los centros docentes los que se pondrán en contacto con las familias beneficiarias para facilitarles toda la información.

Desde el departamento que dirige Vicent Marzà detallan que la solución que se ha adoptado para los casi 60.000 alumnos en esta situación de vulnerabilidad es la de emitir 'vales beca comedor' de compra gratuita de productos alimentarios en los establecimientos de las cadenas Consum y Charter. Cada 'vale beca comedor' tiene un valor de 60 euros por alumno.

De los 58.925 alumnos beneficiarios de este servicio de emergencia, 22.569 son de las comarcas de Alicante, 5.715 de las de Castellón y 30.641 de las de Valencia, detalla la Conselleria.

"Durante estos días hemos contactado con varias empresas de supermercados y en todos los casos ha habido una gran receptividad para intentar implementar esta medida. Iniciamos esta acción con Consum porque ya tiene implantado un sistema de bonos de compra que facilita la rápida adaptación a 'vale beca comedor' para la adquisición de alimentos para el alumnado más vulnerable", ha señalado, en un comunicado, el conseller Marzà, que destaca que "la colaboración y la sensibilidad demostrada por el equipo que conforma la cooperativa Consum han sido impecables".

"Gracias a su gran experiencia logística --prosigue-- podemos hacer frente a esta emergencia, que supone que los niños y niñas más desfavorecidos tengan asegurada la comida equivalente al servicio que recibirían del comedor escolar".

Durante los próximos días, las familias de cada alumna o alumno beneficiario de la ayuda de comedor recibirán los primeros vales por un total de 60 euros equivalentes a los primeros 15 días sin clases presenciales, para cada hijo/a beneficiario. De este modo los podrán intercambiar por alimentos en los establecimientos que tengan más próximos de la cadena Consum/Charter.

INTRANSFERIBLE

El 'vale beca comedor' es intransferible y va dirigido al padre, la madre o tutor/a del alumno beneficiario y hay que presentar el DNI para hacerlo efectivo.

Hay 442 establecimientos de Consum y Charter en todo el territorio valenciano que garantizan que las familias puedan acceder a uno de su municipio o en las localidades vecinas. Existen 83 establecimientos en la provincia de Alicante, 65 en la de Castellón y 294 en la de Valencia.

INVERSIÓN DE 3,5 MILLONES DE EUROS

En este primer 'vale beca comedor', que se distribuirá con la ayuda logística de Consum, Educación de la Generalitat Valenciana invertirá más de 3,5 millones de euros.

La Conselleria ha pedido a los equipos directivos de los centros educativos sostenidos con fondos públicos que ofrezcan todo el apoyo que esté a su alcance a las familias del alumnado beneficiario de estos vales para que conozcan su existencia y que hagan un uso ajustado a la finalidad para la cual han sido creados.

En este sentido, Marzà reitera "el agradecimiento por el esfuerzo que están realizando los equipos directivos y el profesorado en la superación de la situación difícil en que nos encontramos".

Además de mantener la beca de comedor al alumnado "que más lo necesita", Educación también garantiza los puestos de trabajo del personal del comedor escolar ante la imposibilidad de prestar el servicio mientras dure la suspensión temporal de la actividad educativa presencial.

La administración abonará el importe del sueldo con el complemento y antigüedad correspondiente así como la Seguridad Social del personal de cocina y monitores durante los días que se alargue la situación de excepcionalidad.

En el caso de empresas que prestan el servicio de comedor por el sistema de 'catering', se abonará la parte proporcional de los gastos fijos de personal que les corresponda de acuerdo con el número de comensales.