Estrella Galán (CEAR): "España puede jugar un rol de liderazgo de los países abiertos al asilo de refugiados en la UE"

Estrella Galán (CEAR): "España puede jugar el rol de liderazgo de los países abiertos al asilo de refugiados en la UE"
CLUB DE ENCUENTRO MANUEL BROSETA
Publicado 13/05/2019 21:13:13CET

Espera que "liberales y conservadores cumplan los tratados y sean coherentes con los valores fundacionales" pese a la ultraderecha

VALÈNCIA, 13 May. (EUROPA PRESS) -

La directora general de la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), Estrella Galán, ha declarado que la Unión Europea "se juega un posible sistema de asilo común en los próximos cuatro años" en el que "España puede ejercer un buen papel y jugar un rol de liderazgo de los países en apertura al asilo de personas refugiadas".

Así lo ha indicado Galán durante una entrevista concedida a Europa Press este miércoles previamente a la conferencia 'Los desafíos del asilo en una Europa a la deriva' que ha pronunciado en la sede del Club de Encuentro Manuel Broseta y presentada por uno de los miembros de su junta directiva, Joaquín Martín Cuba.

La directora de CEAR ha asegurado que en los últimos diez meses de gobierno del presidente Pedro Sánchez "ha habido gestos muy positivos", pero se ha visto cómo "les ha podido el miedo a la reacción de los países más conservadores en la UE y no se han asumido algunas propuestas más valientes". Sin embargo, cree que "ahora hay más tiempo para ver qué se quiere hacer realmente".

Respecto a la posible entrada de partidos de ultraderecha en el Parlamento Europeo tras las elecciones del 26 de mayo, Galán espera que "precisamente los que se definen como liberales o conservadores dentro de las lógicas de la democracia cumplan los tratados internacionales y sean coherentes con los valores fundacionales de la Unión Europea".

Sin embargo, ha incidido en que en los últimos años "ni los países donde había socialdemocracia, ni con partidos liberales, ni con conservadores han estado a la altura" y ha asegurado que "la única imagen de la UE era la de escurrir el bulto y el único enfoque de las políticas ha sido el de la seguridad".

"El único objetivo era alejar a las personas refugiadas y migrantes de nuestras costas depositando su responsabilidad en países terceros donde los derechos humanos no están garantizados. Los valores fundacionales no tenían que ver con expulsar, sino con la solidaridad y la acogida", ha añadido.

Entre los desafíos más importantes de la UE en materia de asilo, la especialista ha señalado el de "luchar contra el discurso contaminante que en los últimos dos años se ha intensificado, un discurso contra la solidaridad que plantea los rescates como una colaboración con las mafias", una postura que "oculta la intencionalidad de que aquellos que pueden poner ojos en estos 'no lugares' no puedan ser testigos de ese desastre político".

De este modo, ha afirmado que existe "una lucha por ver quién tiene derechos, cuando todo eso está claro, y por confundir migrantes con refugiados", puesto que "el asilo se ha convertido no en un derecho, sino en un privilegio, algo que desvirtúa el concepto desde el que se creó, puesto que es un derecho que cualquier ciudadano puede ejercer cuando su vida esté en peligro".

RETOS DE ESPAÑA EN MATERIA DE ACOGIDA

Galán también ha apuntado que el sistema de asilo de España "necesita una revisión, porque está diseñado para cuando recibíamos a pocas personas que solicitaban protección y, sin embargo, ahora somos el tercer país de la UE en solicitudes recibidas y podríamos ponernos el segundo este año".

A este respecto, ha señalado que el "reto fundamental que hay que abordar depende fundamentalmente del Ministerio de Interior y el Ministerio de Trabajo y Migraciones, que es quien asume la integración", puesto que considera que entre ambas instituciones "hay una descoordinación que a quien afecta finalmente es a las personas refugiadas y migrantes y a todos los que trabajamos allí, por lo que planteamos un comisionado que aúne estas materias y pueda gestionar de forma coordinada".

En cuanto a las administraciones autonómicas, cree que el nuevo modelo deberá "darles un mayor espacio", puesto que "juegan un rol fundamental en la integración", y cita "concretamente a los ayuntamientos, que son quienes están más cerca del ciudadano". "Tienen que ser complementarios, no se pueden plantear sistemas paralelos, sino entre todos coordinar un buen sistema de asilo que dé participación a todas las partes", ha añadido.

"Las comunidades autónomas pueden estar muy presentes en toda la etapa de más autonomía de la persona porque hay una primera fase en la que hay que trabajar todo lo que tiene que ver con dónde van a quedarse las personas refugiadas o la gestión administrativa que es más compleja. Es un desafío difícil que habrá que abordar con serenidad y responsabilidad", ha concluido.

Contador

Para leer más