28 de marzo de 2020
 
Publicado 19/02/2020 15:04:44CET

Les Corts reivindican una nueva financiación y rechazan la propuesta que abría la puerta a reclamar judicialmente el IVA

Pleno de Les Corts Valencianes
Pleno de Les Corts Valencianes - INMA CABALLER/CORTS - Archivo

VALÈNCIA, 19 Feb. (EUROPA PRESS) -

El pleno de Les Corts ha debatido este miércoles dos iniciativas relacionadas con la financiación de la Comunitat Valenciana. La planteada por el Botànic (PSPV, Compromís y Unides Podem) que insta al Consell a reivindicar una nueva reforma de la financiación, poniendo un plazo de ocho meses tal y como ha solicitado Ciudadanos, ha salido adelante gracias a estos grupos, mientras que la del PP para exigir al Gobierno el pago de los 281 millones del IVA pendiente de diciembre de 2017 incluso mediante la vía judicial ha sido rechazada al contar solo con el apoyo de Cs y Vox.

En primer lugar se ha debatido esta proposición no de ley de los 'populares', la misma que trataron de sacar adelante, sin éxito, vía declaración institucional. En ella defendía que el Consell reclamara formalmente al Ministerio de Hacienda los 281 millones y si transcurridos tres meses no recibía respuesta o esta fuera negativa, emprendiera de inmediato acciones legales contra el Gobierno para solicitar esa cantidad.

El diputado del PP Rubén Ibáñez ha remarcado que "las deudas hay que pagarlas" y que su propuesta "no va de buenos y malos, de partidos", sino de una deuda que "afecta directamente a la vida de los valencianos" y que el Consell tiene la responsabilidad de reclamar.

Ha criticado que Hacienda ofrezca, en lugar del pago de la deuda, "más déficit y FLA a tipo cero" y que la Generalitat "aplauda esta propuesta" y se quede en la "complacencia", que muestra a su juicio la voluntad de "no molestar al Gobierno de Pedro Sánchez". "Oltra dice que hay que darle oxígeno y Puig que hay que explotar la vía política. El problema es quién da oxígeno a los valencianos", ha agregado.

Frente a esa postura "acomplejada", ha resaltado Ibáñez la necesidad de reclamar una deuda "absolutamente real" y ha preguntado al Botànic "hasta cuándo van a soportar esa comedia que el Gobierno quiere hacer".

El socialista José Muñoz le ha recordado que todo esto parte de un gobierno 'popular', de un "dinero hurtado por Cristóbal Montoro" en 2017 y tiene la sensación de que el PP "es como el atracador que le pide responsabilidades a la víctima". "Nos roba y encima vienen con cara de absoluto cemento armado para pedir que se devuelva, el papelón es de traca", ha agregado.

Aitana Mas (Compromís) ha defendido que el actual Gobierno ha ofrecido "una salida, que no es suficiente, es decepcionante, pero da liquidez" y la Generalitat la necesita. "¿Qué nos debe devolver la deuda? Sí, por eso es insuficiente, pero su alternativa es fake, es una reclamación que no nos lleva a ningún sitio y va a eternizar la situación", ha aseverado.

El diputado del PP ha cuestionado que reclamar un dinero que se adeuda sea 'fake' y ha preguntado "dónde está el talón" porque pagar a través del FLA "es, en palabras de Oltra, como pagar la nómina de funcionarios con préstamos". "Viva la deuda, viva Sánchez", ha ironizado.

Desde Unides Podem Ferran Martínez ha acusado a los 'populares' de intentar "enfrentar al Gobierno de España con la Generalitat" y ha señalado que los compromisos de Hacienda "no solventan el problema de fondo" pero hay que reconocer que con el cambio de signo político en Moncloa "ha habido una mejora en el trato" a la Comunitat.

Por su parte, el diputado de Cs Tony Woodward ha defendido la reclamación formal "por todas las vías posibles" de esta deuda y ha señalado que "recibir un préstamo a devolver no puede ser ni aplaudido ni aceptado por ningún grupo de las Cortes, porque no es un parche, es una tomadura de pelo". Ana María Cerdán (Vox) ha indicado que los valencianos "tienen derecho a que se les devuelva todo el dinero pendiente del IVA, dinero que se está quedando el Gobierno, y les da igual que sea por culpa de Montoro que de Montero".

PROPUESTA DE FINANCIACIÓN EN 8 MESES

La segunda iniciativa, la aprobada, surge del Botànic y abarca también otros aspectos como la reforma de la financiación, las inversiones, el IVA y las entregas a cuenta, además de la deuda histórica. Tras aceptar las aportaciones de Ciudadanos, ha contado con el apoyo de estos cuatro grupos, mientras el PP se ha abstenido y Vox ha votado en contra.

Precisamente se ha incluido en ella a petición de Ciudadanos que se inste al Gobierno a presentar una propuesta de nuevo sistema de financiación con recursos suficientes y repartidos equitativamente entre todas las autonomías en un plazo que no exceda de ocho meses. En el texto se reivindican también mecanismos temporales de compensación hasta que esa reforma no se produzca.

También se pide la liberación de los anticipos de financiación de la tramitación de los próximos presupuestos del Estado y devolver la mensualidad del IVA de 2017; un reparto de las inversiones estatales y una ejecución que se ajuste a una programación real y acabe con el déficit inversor de la Comunitat Valenciana, compensando el déficit existente, así como reconocer y regular el déficit de financiación acumulado desde que se transfirieron las competencias a la región, con un mecanismo de compensación.

Compromís ha pedido a todos los grupos "generosidad y política útil" sin partidismos, mientras desde el PSPV se ha destacado la voluntad de acuerdo de Cs frente a un PP que es "como el niño que se lleva la pelota porque no quiere jugar con el resto", advirtiendo de que la falta de unanimidad puede hacer perder fuerza a la reivindicación.

CRÍTICAS DE PP Y VOX

Rubén Ibáñez (PP) ha subrayado que el problema no está en Les Corts, que acumula más de 30 resoluciones en este sentido, sino que "tiene nombres y apellidos, Ximo Puig, que es la pasividad, la complacencia, el sibuanismo, el arrodillarse ante Sánchez".

Por eso los 'populares' querían que se incluyera en el texto que se solicitara en un plazo de 15 días al Gobierno la convocatoria de un Consejo de Política Fiscal y Financiera monográfico para tratar el cambio de modelo, planteamiento que no ha sido aceptado.

Desde Vox han mostrado su rechazo a esta iniciativa pese a estar de acuerdo con la reforma del modelo de financiación por la exigencia de la deuda histórica, que "no existe" y por la que "no se puede obligar al resto de España a pagar". "Nos vamos a ir al 'España nos roba' de los vecinos de arriba", ha advertido Cerdán, para agregar que esta propuesta es "un brindis al sol".