Publicado 19/09/2020 12:07CET

El PP denuncia que la depuradora de Pinedo vertió aguas fecales al mar 61 veces en el último año

La portavoz del PP en el Ayuntamiento de València, María José Catalá, en una imagen reciente.
La portavoz del PP en el Ayuntamiento de València, María José Catalá, en una imagen reciente. - PP AYUNTAMIENTO DE VALÈNCIA - Archivo

VALÈNCIA, 19 Sep. (EUROPA PRESS) -

La portavoz del grupo municipal popular en el Ayuntamiento de València, María José Catalá, ha denunciado que en los últimos 14 meses "ha habido 61 días en las que no se ha podido dar tratamiento secundario completo a todo el afluente a las depuradoras de Pinedo 1 y Pinedo 2", lo que significa que durante este tiempo "se vertieron aguas no depuradas tanto al azarbe de Pinedo como al mar".

El PP ha lamentado en un comunicado que "según reconoce la propia Conselleria d'Agricultura, Desenvolupament Rural, Emergència Climàtica i Transició Ecològica, de abril de 2019 a julio de este año ha habido 39 días en que se produjeron precipitaciones significativas y que dieron lugar a alivios de agua residual mezclada con agua de lluvia al azarbe de Pinedo".

Además, los 'populares' han denunciado que estos días "parte del agua residual mezclada con aguas pluviales que llegó al complejo Pinedo se vertió al emisario submarino con tratamiento parcial".

Según ha indicado Catalá, "16 días en que las precipitaciones fueron de menor intensidad, y aunque no hubo alivio al azarbe de Pinedo, parte del agua residual mezclada con aguas pluviales que llegó al complejo Pinedo se vertió al emisario submarino con tratamiento parcial".

La portavoz del PP ha criticado asimismo los "cuatro días en las se registraron caudales horarios puntas elevados en días sin lluvias por encima de la capacidad de tratamiento y dieron lugar a unos alivios puntuales al emisario submarino y los 2 días en que se produjeron averías electromecánicas que impidieron dar un tratamiento secundario completo y hubo alivios puntuales al emisario submarino con tratamiento parcial".

La edil ha señalado que se trata de "un problema que tiene repercusiones medioambientales y turísticas, ya que esta ciudad no puede ni debe arriesgarse a nuevos vertidos de aguas residuales que provoquen cierres de playas". Ha remarcado el año pasado "se invirtió un 76% menos que en el último año del gobierno del PP en las depuradoras de la Comunitat Valenciana".

"Si en 2015 se invertían 37.697.000€, en 2019 se han invertido 9.036.000", ha apuntado, al tiempo que ha agregado que "durante los últimos cuatro años del Botànic han invertido un 30% que en un año del Gobierno del PP".

La depuradora de Pinedo, ha añadido Catalá, "ha dado ya muchos avisos y València no puede dejar al azar que estos vertidos provoquen que la calidad de las aguas no sean aptas para el baño como vivimos lamentablemente el año pasado".

Por ello, Catalá ha pedido al alcalde de València, Joan Ribó, y a la Conselleria de Agricultura, Mireia Mollà, "más trabajo y que no demoren la búsqueda de una solución para las sobrecargas de Pinedo". "València necesita menos marketing ecologista y más inversión para proteger nuestro litoral y nuestro Parque Natural de la Albufera", ha zanjado.

Para leer más