Publicado 22/06/2020 16:30:58 +02:00CET

Juan Gómez Bárcena publica 'Ni siquiera los muertos': "Colón no fue más racista que otras personas de su tiempo"

El escritor Juan Gómez Bárcena
El escritor Juan Gómez Bárcena - BLANCA DÍAZ

MADRID, 22 Jun. (EUROPA PRESS) -

El escritor Juan Gómez Bárcena, quien publica nueva novela con 'Ni siquiera los muertos' (Sexto Piso), ha defendido que Cristóbal Colón "no fue más racista que otras personas de su tiempo" y el derribo de estatuas es una solución "superficial" para "problemas más profundos".

"Una de las labores del presente es escribir y repensar el pasado, pero eso es algo más simple que derribar determinadas estatuas o considerar que el mayor de nuestros males es Cristobal Colón. Al fin y al cabo, era un hombre de su tiempo que realizó un servicio a la Corona y no resultó ni más racista ni mas cruel que muchas de las personas de su tiempo", ha señalado en una entrevista con Europa Press el también historiador.

De hecho, para Bárcena se deberían condenar esas prácticas, pero "otra cosa es considerarlas un mal individual terrible contra el que hay que protestar". "Estoy de acuerdo con replantear la Historia, pero estos derribos no los suscribo y me parece hasta pueril en un sentido actuar así", ha señalado.

Precisamente, en 'Ni siquiera los muertos' el autor aborda en una de las partes del libro la relación colonial de España con México a través de la figura misteriosa del indio Juan. Esta búsqueda alucinada por parte de Juan de Toñanes --en medio de una epidemia que únicamente afecta a los nativos americanos-- servirá para recorrer la miseria y el recelo en el que vivían los habitantes de la Nueva España del siglo XVI.

"A mí no me pareció mal la propuesta de México de pedir perdón por los abusos de esa época y mandar un mensaje inequívoco de que efectivamente no se procedió de un modo humanitario. Pero también creo que el propio Gobierno mexicano debería hacer una revisión de sus culpas hoy en día", ha indicado.

Más allá de estas cuestiones, la nueva novela del autor de 'El cielo de Lima' continúa la senda de explorar los vaivenes de "los desfavorecidos de la Historia". Jugando con el paso del tiempo a través de sus personajes, en 'Ni siquiera los muertos' se viaja del colonialismo del siglo XVI hasta los problemas de migración entre México y Estados Unidos de finales del siglo XX.

'APOCALYPSE NOW'

Todo ello partiendo de la búsqueda de la figura de un Padre, que recuerda a lo relatado en 'El corazón de las tinieblas' de Conrad --"incluso tuve más en mi imaginario la película de 'Apocalypse now", ha reconocido el escritor--, que lleva a "un viaje al lado oscuro del ser humano".

"Quería vincular espacio y tiempo, mostrando cómo avanzan los siglos durante el relato para así poner el acento en lo poco que cambia la Historia. Creo que estamos viviendo ahora mismo algo de pendular y me interesa cómo podemos volver ahora a esos mismos discursos de hace tiempo y a repetir esos mismos errores", ha lamentado.

El poner el foco en la migración es una muestra de las preocupaciones del escritor cántabro, quien cree que "está vinculado" a otros peligros como el del calentamiento global. Y a esto se le ha sumado la crisis del coronavirus --que llegó en pleno lanzamiento del libro y ha afectado a la promoción--, sobre la que el autor apunta a que también ha ayudado a rescatar "discursos arcaicos y trasnochados".

¿QUÉ HEMOS APRENDIDO?

"Me da la sensación de que ese tipo de discursos, que se veían en epidemias de otros siglos, han vuelto. Cuando uno ve con la peste negra a los que iban dándose latigazos de iglesia a iglesia y esparcían el virus, piensa 'qué absurdo y fanático'. Pues hoy, dentro de círculos de una izquierda, me ha llamado la atención esos discursos que ponen el acento en cuestionar quién es el Gobierno para 'decir que no puedo hacer nada' y que esto ha sido una manera de tapar problemas más graves", ha lamentado.

"Decir que se aprende algo de una enfermedad es complicado, sería como llamarlo 'un mal necesario' y está claro que lo ideal habría sido prescindir de la pandemia. Lo único bueno que se puede sacar de todo esto es que nos familiarizamos con un escenario de enfermedad y nos hacemos más funcionales para afrontar una emergencia sanitaria", ha concluido.

Contador

Para leer más