Santiago Auserón: "Estamos preocupados por las banderas y al final todo acaban siendo marcas futboleras"

Santiago Auseron
EUROPA PRESS
Actualizado 26/10/2012 17:35:49 CET

MADRID, 26 Oct. (EUROPA PRESS) -

Tras publicar tres libros, Santiago Auserón vuelve a la labor editorial con 'El ritmo perdido' (Península), una aventura literaria en la que el artista inicia una búsqueda de la herencia negra en la historia de la canción española a través del ritmo "perdido y borrado" de la memoria.

Su tesis es que la música negra ha estado presente en la cultura española más tiempo del que los manuales y las investigaciones han demostrado hasta ahora. Según ha manifestado este viernes en la presentación, este libro, al que ha dedicado "parte" de su "insomnio", trata de averiguar "algo más sobre nosotros y nuestro pasado".

El impacto que la música afroamericana causó en la juventud española motivó al músico a averiguar la razón de esa necesidad expresiva y si esa "predisposición anímica" era fruto de una "trama del inconsciente que había estado preparándose durante siglos".

A su juicio, este libro llega a "algo que no ha llegado la musicología española". Una carencia, afirma, que le ha animado a introducirse en los rastros del ritmo en la literatura y la música españolas. "Si no tenéis tema para la tesina o la tesis, aquí hay material", ha dicho el artista.

En sus palabras, 'El ritmo perdido' "oscila entre la reflexión autobiográfica y una investigación con rigor suficiente". De hecho, según el propio cantante ha confesado, para realizar este libro ha tenido que dejar aparcada la tesis en la que se encuentra inmerso. Ahora, decidirá si sigue con ella. "Bolonia me amenaza", añade.

LA INFLUENCIA NEGRA EN LAS LETRAS ESPAÑOLAS

Auserón se pregunta por qué el influjo de la música negra no ha sido estudiado antes, cuando existen documentos en los que se afirma, por ejemplo, que cuando la Corte estaba Valladolid "no se podía dar dos pasos sin cruzarse con un negro", un momento en el que tener a africanos como criados era un "símbolo de posición para los más pudientes".

Asimismo, reflexiona acerca de cómo los ritmos africanos seguramente tuvieron un gran influjo en los versos, así como en el teatro del Siglo de Oro español. "Hay un influjo de músicas interétnicas que aportan su potencial e influyen en el desarrollo de las letras españolas", afirma Auserón.

No se trata de un acto reivindicativo ni nada parecido, según afirma, ya que confiesa que "las patrias", los símbolos "y todo eso" le ponen "enfermo". "Estamos preocupados por las banderas y todo acaban siendo marcas futboleras. Nuestra cultura no son marcas, son tramas milenarias", defiende el autor de este libro.

A su juicio, "somos el ejemplo del cruce entre fronteras, por eso estamos tan zumbados". "Cuando antes reconozcamos esto, mejor para todos", ha señalado Auserón, quien lo que realmente vincula es la cultura: "Los ritmos, la sensibilidad, el vino y las cerezas de la tierra".

Auserón (Zaragoza, 1954) ha publicado también 'La imagen sonora', 'Canciones de radio futura' y 'Canciones de Juan Perro'. Además, ha traducido los libros 'La ciudad infinita' y 'El árbol ausente', ambos de Catherine François.