Íñigo Martínez: "El Athletic se escucha en todo el mundo, veía que me podía ir mejor"

Entrevista de Europa Press al futbolista del Athletic Club Íñigo Martínez
Oscar J. Barroso / AFP7 - Europa Press
Publicado 28/03/2019 12:05:19CET

MADRID, 28 Mar. (EUROPA PRESS) -

El jugador del Athletic Club Íñigo Martínez admitió que era "consciente de todo" lo que suponía dejar la Real Sociedad en enero de 2018 para jugar en "un gran club que se escucha por todo el mundo" como el vizcaíno, donde ahora está más asentado y brillando, aunque no olvida que "lo difícil y complicado es destacar cuando el equipo está mal".

"Los que estamos en el mundo del fútbol sabemos de sobra cómo funciona y lo que puede pasar y te pueden decir. Nos centramos en nuestro trabajo, que no es nada del otro mundo, peleamos y nos vamos a casa. Sabía en ese momento lo que hacía, era consciente de todo y me apetecía. Asumía todas las críticas, por supuesto, pero lo de compartirlas, me lo quedo", confesó Íñigo Martínez en una entrevista a Europa Press durante la concentración con la selección.

En este sentido, cuando se anunció su fichaje por los 'leones', no le gustaron algunas "actitudes" de aficionados y el club 'txuri urdin'. "Respetar, las respeto, compartirlas, es otra cosa", insistió. "El tema de la camiseta es triste. En su día tomaron su decisión, allá ellos, yo ahí no me meto, pero lo hicieron conmigo y con otros muchos no", lamentó, después de que la Real Sociedad canjeara su camiseta por otra nueva tras su marcha con la iniciativa 'Ya es historia'.

Por todo ello, y aunque la filosofía de ambos clubes sea "más o menos la misma", aprovechar la proyección de canteranos, el de Ondarroa se queda con el Athletic Club. "Si decidí dar el salto al Athletic es porque veía que me podía ir mejor allí, básicamente fue por eso. Me apetecía jugar allí, he ido a un gran club, el Athletic se escucha por todo el mundo", admitió.

Tras un año complicado "porque la situación del equipo no ayudaba", ahora el vizcaíno vive su mejor momento en la defensa rojiblanca, aunque cree que es por la buena dinámica a la que se ha subido el equipo. "Noto que el equipo está bien y es más fácil que uno esté bien. Lo difícil y complicado es destacar cuando el equipo está mal. Ahora el equipo está bien, está sacando buenos resultados y estamos con confianza. Si al nivel que estamos dando le sumas el mío pues es más fácil", reconoció.

Aunque él siempre ha sido uno de los hombres más destacados del equipo este año, la primera parte de la temporada, con Eduardo Berizzo en el banquillo, fue dura anímicamente. "Cuando ves que los resultados no llegan, pasan jornadas y ves que te estás hundiendo más es difícil salir de esa situación", comentó.

"Cuando no encuentras la tecla para poder levantar todo eso... Por eso se toman decisiones. Es una pena, pero hoy en día el fútbol funciona así y las decisiones las toman otros", explicó sobre la destitución del técnico argentino al que tenía "mucho cariño".

"NO DEBEMOS SACAR MUCHO LA CABEZA PORQUE AL FINAL TE LA CORTAN"

"Fue difícil, las expectativas eran muy altas desde el principio. Teníamos mucha ilusión con Berizzo, pero cuando ves que te pillan tan desordenado, a estos niveles, lo pagas caro. Eso es lo que nos estaba pasando. Yendo mano a mano en todo el campo, a medida que te despistaras o perdieras una acción, se plantaban dos o tres contra el portero", analizó el central sobre los problemas defensivos del equipo al inicio de la temporada.

Para el internacional, esa manera de jugar del 'Toto' "hoy en día es muy difícil" de implantar en un equipo, porque lo tienes que hacer todo "muy bien". "Puedes hacer 10 acciones buenas y al final la cagas... Fue una pena porque le teníamos mucho cariño y un gran aprecio. Fue un golpe para todos, sobre todo para él", lamentó.

"Pero ahora está Gaizka (Garitano), que está demostrando qué entrenador es y todos confiamos en él", alabó del relevo del argentino, con el que el Athletic ha remontado el vuelo, sobre todo mejorando en la tarea defensiva.

En este sentido, consideró que fue "un cambio completo". "Poco a poco va cambiando más cosas porque el míster tampoco quería de repente cambiarlo todo. Pero sobre todo en la presión y el orden defensivo, porque hoy en día si estás desordenado te meten uno o dos y te sacan del partido", afirmó.

Por el contrario, no oculta que les falta "más fluidez con el balón".
"Lo estamos intentando mejorar. Nos queda mucho por mejorar, pero es cierto que el equipo a la hora de defender está más junto y más ordenado, cuesta más que nos hagan ocasiones", admitió Martínez.

Sin embargo, pese a que Europa está cerca, el central elude ponerse objetivos clasificatorios. "Nuestra mente debe estar en ir cada partido a ganar y el tiempo y el final de año nos dirá donde debemos estar. Lo que no suele venir bien es poner el techo muy alto, no debemos sacar mucho la cabeza porque al final te la cortan. Debemos ir pasito a pasito demostrando y queriendo ganar partidos", sentenció.

Contador

Para leer más