El Valencia iguala el balance ante el Barça en finales de Copa

Publicado 25/05/2019 23:40:58CET
REUTERS / MARCELO DEL POZO

BARCELONA, 25 May. (EUROPA PRESS) -

El Valencia CF ha logrado con su victoria sobre el FC Barcelona (1-2), en el estadio Benito Villamarín de Sevilla en la final, un nuevo título de la Copa del Rey, octavo en su palmarés, y ha logrado igualar el balance contra los culés con dos Copas para cada club en las cuatro finales disputadas entre ambos.

Tanto Valencia como Barça se han repartido a partes iguales las cuatro finales de Copa del Rey con enfrentamiento entre ellos. Las dos blaugranas con suspense, con dos prórrogas incluidas en 1952 y 1971, y otras dos para los jugadores 'ches'.

Esta vez, en el feudo bético, el equipo entrenado por Marcelino García Toral volvió a doblegar al Barça en la Copa, algo que no sucedía desde 1954, para ofrecer un título al club en el año de su centenario. Así, ponen la guinda a un pastel que ya era bueno por la cuarta posición en LaLiga Santander y la consecuente clasificación para la siguiente Liga de Campeones.

Antes de esta final, Barça y Valencia habían luchado por el título en 1971, cuando los catalanes necesitaron de esa prórroga para ganar por 4-3. En el Santiago Bernabéu, con 100.000 aficionados en las gradas, el equipo blaugrana se recuperó de un 0-2 inicial para los 'ches' y forzó la prórroga, donde un 2-1 con gol final de Alfonseda les dio el título.

En la primera parte de la década de 1950 hubo dos finales entre Barça y Valencia, con un título para cada uno. La primera final fue en 1952 y se jugó en el Estadio de Chamartín de Madrid y se decidió en la prórroga, a final del Barça, y marcando el guión que se repetiría en 1971. El Valencia se adelantó con doblete de Badenes pero Basora y Vila forzaron la prórroga y, en ella, Kubala y César sentenciaron (4-2).

Dos años después el Valencia se tomó la revancha y ganó su primera Copa del Rey levantada contra el Barça. La final de 1954, en el mismo Chamartín, no tuvo más color que el blanco del Valencia (3-0) gracias a otro gol de Badenes y al doblete firmado esta vez por Fuertes, con un Barça de Daucik perdido en el verde del rival.