Actualizado 07/08/2021 12:57 CET

La israelí Linoy Ashram acaba con el dominio ruso de más de dos décadas en la rítmica

La gimnasta israelí Linoy Ashram con su medalla de oro de la gimnasia rítmica individual en los Juegos Olímpicos de Tokio
La gimnasta israelí Linoy Ashram con su medalla de oro de la gimnasia rítmica individual en los Juegos Olímpicos de Tokio - Mickael Chavet/ZUMA Press Wire/d / DPA

MADRID, 7 Ago. (EUROPA PRESS) -

La gimnasta israelí Linoy Ashram dio la sorpresa este sábado y acabó con el dominio de más de dos décadas de las rusas a nivel olímpico al llevarse la medalla de oro en la final del concurso individual de los Juegos de Tokio.

Rusia es la gran potencia de este deporte como demuestran que desde Sydney 2000 hasta Rio 2016 haya conquistado todos los oros en juego, pero en la capital japonesa vio frenada esta impecable racha por culpa de Ashram, bronce mundialista y que estuvo a un gran nivel en la final.

La israelí dominó a sus rivales en el ejercicio de pelota y de mazas, y fue segunda en el aro y en la cita, este su último donde tuvo un pequeño error que no le impidió finalizar en la primera posición con 107.800 puntos y hacer historia para su país.

Ashram condenó a Rusia a tener que conformarse con una inusual medalla de plata en poder de una de las gemelas Averina, Dina, triple campeona mundial y que se quedó con 17.650, y con la tristeza añadida de ver como Arina no subía al podio con ella por culpa de la bielorrusa Alina Harnasko (102.700). La delegación rusa reclamó la nota final de Dina, sin éxito.