Actualizado 19/01/2009 22:08 CET

Blesa justifica con informes jurídicos que la Comunidad no tiene potestad para intervenir en el nombramiento de cargos

(((AMPLIACIÓN)))

MADRID, 19 Ene. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, presentó hoy a los miembros del Consejo de Administración de la entidad una serie de informes jurídicos que demuestran que la Comunidad de Madrid no tiene potestad para intervenir en el nombramiento de cargos.

Según informaron a Europa Press fuentes de la dirección de la entidad, estos informes subrayan que el artículo 6 de la Ley de Cajas de Ahorros, recientemente reformada, recoge que la Comunidad sólo tiene reconocidas potestades en "supervisión, inspección y control de la actividad económica financiera y benéfico social".

Por tanto, el Gobierno regional, como entidad tutelante de la caja de ahorros, no podría intervenir en "ninguna de las actuaciones de la comisión de control y del consejo de administración", puesto que no tienen que ver con las actividades económico financiera y benéfico sociales de la entidad. De hecho, "sólo los órganos de gobierno son los que tienen capacidad para dilucidar cómo son sus actuaciones de procedimiento, por lo que sólo los órganos de gobierno están capacitados para regularse a sí mismos", señalaron las fuentes.

Durante la reunión ordinaria del Consejo de Administración celebrada hoy, la cuestión más candente de actualidad ocupó sin embargo poco tiempo. En primer lugar, Blesa leyó a todos los presentes la carta remitida por el consejero de Economía y Hacienda, Antonio Beteta, en la que le recuerda que la entidad que preside "no debe otorgar validez alguna a cualquier acto dictado por Fernando Serrano en ejercicio de una supuesta competencia como presidente de la Comisión de Control".

Además, Beteta señala que, en caso de incumplirse las consideraciones anteriores, la Consejería "emprendería cuantas actuaciones administrativas y acciones judiciales estén previstas en el ordenamiento jurídico para garantizar el cumplimiento pleno de la legalidad vigente en esa entidad de crédito".

Tras leer esta amenaza, Blesa comunicó al Consejo de Administración el resultado de los informes jurídicos en los que indican que la Comunidad no tiene potestad para intervenir en el nombramiento de cargos. A continuación, el 'popular' Estanislao Rodríguez Ponga solicitó someter a votación estos documentos, a lo que se le respondió que estas cuestiones no tienen que ser sometidas a votación.

Por otra parte, también se abordó el expediente abierto por Beteta contra Fernando Serrano, elegido el viernes presidente de la Comisión de Control, por lo que considera "incompatibilidades" con su cargo como Defensor del Contribuyente en el Ayuntamiento de Madrid.

A este respecto, Blesa presentó otro informe de los servicios jurídicos que revela que la actividad de Serrano en el Consistorio es "perfectamente compatible" con ser miembro de la comisión de Control, tal y como quedó patente y conocido por todos los miembros de este órgano en julio de 2007, cuando Serrano fue nombrado miembro de la comisión de Control.

Entonces, tal y como recoge el acta de la Comisión de Control del 25 de julio de 2007, Serrano entregó al presidente, Pablo Abejas, "una copia de la documentación que había remitido al presidente de Caja Madrid consistente en una Resolución de la Dirección General de Relaciones Laborales del Ayuntamiento de Madrid reconociéndole la compatibilidad para el ejercicio de una segunda actividad privada como miembro titular de la Comisión de Control de Caja Madrid". De hecho, ese informe de compatibilidad es preceptivo para todos funcionarios públicos.