Publicado 22/07/2020 19:53CET

Las compras con tarjetas de clientes de Abanca suben 11 puntos porcentuales desde finales de junio

Oficina de Abanca
Oficina de Abanca - ABANCA - Archivo

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 22 Jul. (EUROPA PRESS) -

Las compras con tarjetas de crédito o de débito de los clientes de Abanca subieron 11 puntos porcentuales entre el 21 de junio y el 19 de julio, ya dentro de la etapa de 'nueva normalidad', de acuerdo con los resultados de la cuarta entrega del Observatorio Abanca by IESIDE.

Al cierre del periodo, ha indicado la entidad en un comunicado este miércoles, la actividad comercial en Galicia se había situado 11 puntos porcentuales por encima de la situación previa a la crisis sanitaria. Julio, agrega el banco, es un mes tradicionalmente favorable para las operaciones con tarjetas por las rebajas y el cobro de pagas extra, pero este nivel de actividad es un 2 por ciento inferior al del año pasado en esta época.

El observatorio detecta diferencias entre sectores y señala que la alimentación y las farmacias siguen en niveles de gasto "claramente superiores" a los anteriores a la pandemia, mientras que el comercio minorista sigue un 8 por ciento por debajo de los niveles de hace un año.

El trabajo también muestra el efecto sobre la economía de las medidas de restricción de la movilidad en las zonas afectadas por brotes, en las que la actividad bajó 18 puntos. La caída se notó en todos los sectores, pero "fue especialmente importante en el caso del ocio, cuya actividad cayó hasta el 55 por ciento" del nivel anterior a la crisis sanitaria, indica.

ACUERDO CON EL COMERCIO DE OURENSE

Por otra parte, Abanca y la Federación de Comercio de Ourense han renovado su colaboración y han firmado un acuerdo para impulsar las compras en los negocios de proximidad. De este modo, los comercios asociados tendrán acceso a condiciones especiales en los servicios bancarios empleados en su actividad.

En el contexto de dificultades generado por la crisis sanitaria, el protocolo tiene como objetivo contribuir al desarrollo de la actividad de los comerciantes, a los que se ofrecen servicios financieros "más adecuados para dar respuesta a sus necesidades y contando con las mejores condiciones", han afirmado las entidades en un comunicado conjunto.

Habrá préstamos para anticipar subvenciones o aplazar el pago de impuestos, a los que no se aplicarán intereses ni comisiones. Los comerciantes podrán acceder a otras opciones de financiación a través de pólizas de crédito, préstamos personales e hipotecarios, 'leasing' mobiliario, avales o líneas de descuento comercial.

El acuerdo también recoge una oferta "mejorada" para la contratación de TPV de la entidad y bonos que permiten que los negocios paguen una cantidad fija todos los meses.

Para leer más