Actualizado 06/06/2007 21:00 CET

Economía/Finanzas.- Lozano anuncia que la Ley del Contrato de Seguros no se aprobará esta legislatura

MADRID, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

El director general de Seguros y Fondos de Pensiones, Ricardo Lozano, señaló hoy que la Ley del Contrato de Seguros no será aprobada esta legislatura, ya que protagonizará una "larga" tramitación por la necesidad de "ser consensuada" por el sector, los sindicatos y los consumidores.

En este sentido, Lozano precisó, durante el XVIII Congreso de Asociación Española de Gerencia de Riesgos y Seguros (AGERS), que la citada ley pasará a junta consultiva el próximo mes de julio, pero anunció claramente que "su tramitación será larga".

Además, Lozano aludió al próximo 19 de julio como fecha tope para la adaptación de los corredores de seguros a la ley de mediación, adecuación que pasa por la exigencia de mayor transparencia, independencia y profesionalidad.

El presidente de AGERS, Eduardo Romero, expresó el deseo de la asociación de volver a la Junta Consultiva de Seguros de la que ya formó parte en su día, y aprovechó para anunciar la constitución del del "Premio Julio Sáez Castillo" a la investigación de la gerencia de riesgos, patrocinado por AGERS y El Corte Inglés.

EL RIESGO ES LA PROPIA ENTIDAD.

El primer panel del Congreso de AGERS se centró en los riesgos estratégicos para las empresas del sector, sobre lo que el secretario general del Grupo Abengoa, Miguel Ángel Jiménez Velasco, afirmó que una de las principales dificultades a las que se enfrenta en su labor proviene del "propio interior", con los accionistas, inversores, la imagen de marca, los empleados o la reputación, "más que con los seguros, los derivados financieros o el riesgo país".

El director general de Marsh, Álvaro Miláns del Bosch, destacó por su parte que los riesgos globales para 2007, contenidas en el Informe Davos, se centran en los riesgos geopolíticos, como guerras, delincuencia y corrupción; económicos (petróleo o aterrizaje forzoso de la economía china); sociales (pandemias y enfermedades infecciosas); medioambientales, como el cambio climático, y tecnológicos.