La remuneración del consejo de BME baja un 7,14% en 2018, hasta 3,25 millones de euros

BME, Bolsas y Mercados Españoles
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 28/02/2019 12:39:45CET

MADRID, 28 Feb. (EUROPA PRESS) -

El consejo de administración de Bolsas y Mercados Españoles (BME), constituido por quince vocales, percibió 3,25 millones de euros en 2018, un 7,14% menos que en el ejercicio anterior, según se desprende del informe sobre remuneraciones remitido este jueves a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El nombramiento de Javier Hernani Burzako como consejero delegado de BME se produjo a finales de abril 2017, por lo que este es el primer ejercicio completo del directivo como 'número dos' de la sociedad.

Entre las condiciones básicas del contrato del consejero delegado se encuentra la cláusula de recuperación o 'clawback', que afecta a
la liquidación y el abono de cualquier retribución variable anual o a la entrega de las acciones derivadas del plan de retribución a medio y largo plazo en caso de que de su actividad se produzca algún efecto negativo material sobre los balances y las cuentas de BME.

Hernani es el único consejero que cuenta con esta cláusula en su contrato, mientras que BME ha subrayado que durante el ejercicio 2018 "no se han producido las circunstancias que pudieran dar lugar a reclamar los componentes variables de su retribución".

De este modo, Hernani acumuló una remuneración total de 979.000 euros en el conjunto del año 2018, de los que 779.000 euros corresponden a su retribución en metálico y 131.000 euros se le entregarán en acciones. En 2017, Hernani recibió 765.000 euros por sus ocho primeros meses como 'número dos' de BME.

Por su parte, Antonio Zoido Martínez devengó una retribución de 1,48 millones de euros en 2018, un 0,08% inferior a la percibida un año antes. De este total, 1,08 millones de euros (-8,47%) se corresponden con la retribución en metálico del presidente de BME y 402.000 euros (+15,85%) se le entregarán en acciones.

"Las retribuciones del presidente y del consejero delegado cumplen, por tanto, de esta manera, con los valores e intereses a largo plazo de la sociedad", ha recalcado BME en el documento.

BME no prevé incorporar en la política de remuneraciones de los consejeros correspondiente a los ejercicios 2019, 2020 y 2021 variaciones "significativas" respecto de la anterior.

Así, los criterios seguidos para determinar la estructura retributiva de los consejeros en su condición de tales continuarán estando determinados por los estándares en materia de gobierno corporativo y las circunstancias del mercado o según la dedicación, la cualificación y responsabilidad del cargo sin que constituya un obstáculo para el deber de la lealtad, entre otro.