Actualizado 02/03/2022 16:12

La UE excluye siete bancos rusos del Swift pero deja dentro del sistema a dos de los tres principales

Archivo - Bandera de Rusia.
Archivo - Bandera de Rusia. - ANTONIN VINCENT / DPPI / AFP7 / AFP7 / CONTACTOPHO

En directo | Crisis en Ucrania

BRUSELAS, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Unión Europea ha excluido este miércoles siete bancos rusos del sistema de mensajería para transferencias bancarías Swift, como parte de las sanciones impuestas a Rusia por el despliegue militar efectuado en Ucrania desde la pasada semana, si bien ha decidido dejar dentro del sistema a dos de las tres principales entidades: Sberbank y Gazprombank.

Bank Otkritie, Novikombank, Promsvyazbank, Bank Rossiya, Sovcombank, Vneshconombank, y VTB BANK configuran las siete entidades bancarias que quedan excluidas del sistema de pagos con sede en Bélgica, siguiendo la línea de los acuerdos establecidos entre la UE y los miembros del G7, Alemania, Canadá, Estados Unidos, Francia, Italia, Japón y Reino Unido.

Sin embargo, no figuran en la lista de bancos excluidos del uso del Swift ni Sberbank ni Gazprombank. El mayor banco ruso y el tercer mayor banco ruso, respectivamente, no han sido incluidos entre los bancos sancionados porque gestionan transacciones energéticas en la UE, según han apuntado fuentes comunitarias, que argumentan que no es posible diferenciar por sectores el tipo de transacciones excluidas del sistema Swift.

El acuerdo se cerró a 27 el martes pero el nombre de las entidades afectadas no se ha publicado en el Diario Oficial de la UE hasta este miércoles pasado el mediodía.

La Unión Europea implementará esta sanción en un plazo de diez días "porque operativamente nuestros bancos necesitan tiempo", han señalado fuentes comunitarias, que como ejemplo han explicado que si una operación comercial con Rusia ha sido ejecutada, puede haberse efectuado la entrega y no el pago, por lo que la idea sería repercutir lo mínimo posible a las finanzas de la UE.

Las siete entidades bancarias bloqueadas del sistema Swift se han seleccionado considerando que sus operaciones están vinculadas a financiar la guerra de Rusia en Ucrania.

Además, la UE vetará nuevas operaciones con el Fondo de Inversión de Rusia, un fondo de inversión que financia principalmente nuevas tecnologías. Se aplicará el veto a las nuevos proyectos de inversión, sin embargo, no se pedirá desinversión de los proyectos en marcha.

Además, la UE también ha prohibido, con determinadas excepciones, el suministro de billetes de euros a Rusia. Así es que no se podrá vender, suministrar, transferir o exportar billetes de euros a Rusia o a cualquier persona física o jurídica, entidad u organismo en Rusia, incluidos el gobierno y el Banco Central de Rusia, o para su uso en Rusia.

Swift es un sistema de mensajería para efectuar transacciones entre entidades bancarias. La compañía con sede en Bélgica tiene un 50% de cuota de mercado a nivel mundial si bien fuentes comunitarias reconocen que China tiene un sistema de telecomunicación similar al que estaría conectado Rusia.

Aún así, el 70% de las transacciones en Rusia se efectúan con el sistema Swift, han apuntado fuentes comunitarias y el sistema de mensajería del gigante asiático no cuenta con una amplia adopción por parte de las entidades bancarias rusas.

Rusia podría recurrir a otros mecanismos alternativos para efectuar la comunicación de estas transacciones bancarias, como el email o el fax, y pese a quedar excluida del sistema las entidades rusas podrán continuar realizando transacciones bancarias. Aún así desde la Comisión Europea sostienen que estos métodos no son habituales para mover grandes cantidades de capital porque la probabilidad de incurrir en un error humano es muy grande.

Además, el 80% de los bancos rusos se encuentran sujetos a algún tipo de sanción por parte de la UE desde 2014, a raíz de la anexión de la Península de Crimea por parte de Rusia, lo que afecta a su valor crediticio y propiciará que muchas corporaciones no negocien con ellos porque son objeto de sanciones.

El sistema de mensajería Swift ha sido uno de los puntos candentes en la adopción de sanciones por parte de la UE, dado que algunos Estados miembros en un primer momento fueron reacios a aplicar vetos en este ámbito. En el pasado Swift habría sido una sanción imposible, han apuntado fuentes comunitarias. "Es una sanción poderosa. Ahora está sobre la mesa y muestra lo mucho que ha cambiado la conversación", han añadido.

El vicepresidente de la Comisión Europea responsable de Comercio, Valdis Dombrovskis, ha señalado en una intervención que la intención de estas sanciones es asfixiar la máquina financiera rusa y ha destacado que el rublo, la divisa rusa, continúa cayendo en los mercados internacionales.

Más información