Actualizado 29/04/2013 22:43 CET

(Ampl.) Empleo prevé simplificar las modalidades de contrato para facilitar a las empresas la contratación

Báñez avanza que "el camino que queda para crear empleo todavía es largo y difícil"

MADRID, 29 Abr. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Empleo, Fátima Báñez, ha avanzado que su departamento esta trabajando para "ordenar y simplificar" las modalidades de contrato, para que los empresarios puedan saber "con más claridad" cuál es la opción que más se adapta a sus necesidades.

Se trata de una "clarificación administrativa" los modelos de contrato indefinidos, temporales o formativos existentes, ha asegurado en comparecencia ante la Comisión de Empleo del Senado en la que ha apostado por seguir con la "senda reformista" en la lucha contra el desempleo, especialmente el juvenil, que ha tildado de "emergencia social".

Y es que, según ha admitido, "el camino que queda para alcanzar la creación de empleo todavía es largo y difícil", a lo que ha añadido que el consenso de los analistas sitúa ese momento en 2014.

Por parte del Gobierno, ha asegurado que las reformas estructurales emprendidas, incluida la reforma laboral, permitirán que no haya otra "salida en falso de la crisis" con el objetivo de que España vuelva a crecer de forma "sólida" en 2014 y pueda crear el año que viene ese empleo neto. "Eso es lo que todos deseamos", ha añadido.

"Ninguna economía es capaz de crear empleo con seis trimestres de recesión y ninguna reforma laboral genera empleo por sí misma", ha avisado, después de que el Gobierno haya incluido en su nuevo cuadro macroeconómico una previsión de desempleo que sitúa la tasa de paro aún cerca del 25% en 2016.

Por otro lado, la ministra de Empleo ha admitido también que las políticas de consolidación fiscal están dando lugar a una "destrucción masiva" de empleo público.

DEFIENDE LA REFORMA LABORAL.

A continuación, Báñez ha asegurado que Empleo ya está elaborando el informe de seguimiento y evaluación de la reforma laboral, que se presentará en el Congreso de los Diputados en "las próximas semanas", y ha avanzado que el ajuste en el mercado laboral está siendo ahora "más solidario", gracias a las nuevas medidas de flexibilidad. En su opinión, de esta forma se están salvando "miles de empleos".

Además, ha asegurado que las sentencias que están dictando los juzgados desestimando despidos colectivos por defectos formales o cuando no se está produciendo una consulta con los representantes de los trabajadores de acuerdo con la ley, "son coherentes con los objetivos de la reforma laboral".

No obstante, ha pedido a empresarios y sindicatos que "se sienten a negociar con buena fe" para cerrar los convenios colectivos pendientes y ha avanzado que el Gobierno promoverá en la Comisión Consultiva de Convenios Colectivos para que pacten entre ellos un código de buenas prácticas para cerrar estos convenios antes de que venza la 'ultraactividad' --prórroga automática de estos acuerdos-- en julio de este año.

Por otro lado, Báñez ha hecho repaso a las últimas iniciativas para crear empleo joven, y se ha referido a la Estrategia de Emprendimiento y Empleo Joven, cuyo plan de choque se aprobó a finales de marzo. Al respecto, ha dicho que 20.454 jóvenes se han dado de alta como autónomos desde su puesta en marcha.

En cuanto a la reforma de las políticas activas de empleo, incluida en el Plan Nacional de Reformas, la ministra de Empleo ha concretado que los objetivos marcados para este año serán la mejora de la empleabilidad de los jóvenes y de otros colectivos con especiales dificultades como los mayores de 55 años, los parados de larga duración y los perceptores del Plan Prepara, el fomento del emprendimiento y una mayor vinculación entre políticas activas y pasivas de empleo.

LA "RECOMENDACIÓN" DEL PACTO DE TOLEDO.

En materia de pensiones, Báñez ha asegurado que, pese a que el Gobierno prevé que la Seguridad Social se mantenga en déficit hasta "al menos" 2016, el sistema es "fuerte".

Si bien, ha asegurado que esta situación financiera "no se puede prolongar 'sine die', por lo que se ha referido al factor de sostenibilidad, la fórmula con la que el Gobierno prevé garantizar la sostenibilidad del sistema, salvaguardando un nivel de pensiones "adecuado".

Como ha recordado, el primer paso ya se ha dado, con la creación de un grupo de expertos que remitirán en breve un informe a la Comisión del Pacto de Toledo, en la que se debatirán las diferentes alternativas antes de emitir antes de final de junio una "recomendación" al Gobierno, para que éste pueda presentar finalmente el anteproyecto de Ley correspondiente a finales de julio.

En paralelo, Báñez ha informado de que ya hay constituido un grupo de trabajo para abordar estas cuestiones en con los sindicatos y la patronal en el marco del diálogo social.

LOS GRUPOS LE PIDEN QUE COMPAREZCA ANTES.

Por otro lado, si Báñez comparecía este lunes realizando por primera vez una "reflexión" sobre los datos de la EPA publicados el pasado jueves, 25 de abril, la mayor parte de los portavoces parlamentarios ha coincidido en demandarle que acceda a comparecer en el Senado con más celeridad.

Báñez ha recordado que los datos de la EPA los ofrece el Instituto Nacional de Estadística (INE), dependiente del Ministerio de Economía, y que el secretario de Estado de Economía, Fernando Jiménez Latorre, ya valoró el dato el mismo jueves. En cualquier caso ha añadido que: "El Gobierno siempre da la cara. La EPA salió el jueves y yo estoy compareciendo aquí, hoy es lunes".

EL PSOE PIDE SU DIMISIÓN.

Por su parte, el senador del Grupo Socialista Francisco Martínez Aldama ha considerado que de esta forma "falta al respeto" a la Cámara Alta y a todos los españoles. Más aún, ha considerado que su gestión es un "engaño masivo" y ha pedido su dimisión.

Dicho esto, ha asegurado que los actuales niveles de paro certifican el "fracaso" de la reforma laboral. "Hoy el problema no es la herencia, sino de las políticas del heredero, Mariano Rajoy", ha añadido. "Les pido una rectificación ya en su política económica y laboral", ha remachado.

Por su parte, la portavoz de CiU María Rieradevall ha lamentado también que el Gobierno no haya puesto en marcha un plan de choque de carácter general, no sólo para los jóvenes.