Actualizado 21/08/2007 13:47 CET

Economía/Macro.- El superávit comercial de la eurozona hasta junio fue de 11.500 millones, pese a la fortaleza del euro

España registra el segundo mayor déficit comercial de la UE, tras Reino Unido

BRUSELAS, 21 Ago. (EUROPA PRESS) -

El saldo positivo de la balanza comercial de la zona euro en los seis primeros meses del año alcanzó los 11.500 millones de euros, frente al déficit de 18.300 millones registrado en el mismo periodo del año anterior, informó hoy la oficina europea de estadísticas Eurostat.

Las exportaciones del bloque europeo aumentaron un 9% entre enero y junio, hasta los 728.300 millones de euros, mientras que las importaciones crecieron un 5%, hasta 716.800 millones.

Durante el pasado mes de junio, el superávit comercial de la eurozona se multiplicó casi por cinco respecto a junio de 2006 pese a la fortaleza del euro, hasta alcanzar los 7.800 millones de euros, con un crecimiento mensual de las exportaciones del 1,7%, mientras que las importaciones aumentaron un 0,7%.

Por su parte, el conjunto de los veintisiete países de la Unión Europea registró un déficit comercial de 91.900 millones de euros en el primer semestre, un 11,6% menos que el mismo periodo de 2006.

Durante el pasado mes de junio, en el conjunto de los Veintisiete el déficit comercial bajó un 29,3% interanual, hasta 9.400 millones. Las exportaciones aumentaron un 3,1% respecto a mayo, mientras que las importaciones crecieron un 1,1%.

ESPAÑA AUMENTA UN 5,4% SU DÉFICIT COMERCIAL HASTA JUNIO

Por otro lado, el saldo negativo de la balanza comercial española alcanzó los 36.900 millones de euros hasta junio, lo que representa un incremento del 5,4% respecto al mismo periodo de 2006.

De este modo, la economía española se significa como la segunda con mayor desequilibrio negativo en su balanza comercial tan sólo por detrás de Reino Unido que registró un déficit de 53.900 millones de euros.

Las exportaciones españolas durante los seis primeros meses del año crecieron un 8%, hasta los 74.800 millones de euros, mientras que las importaciones aumentaron un 7%, hasta 111.600 millones de euros.