Economía.- (Ampliación) ONO entra en beneficios hasta junio sin contar atípicos y acelera amortizaciones

Actualizado 01/08/2007 19:08:01 CET

MADRID, 1 Ago. (EUROPA PRESS) -

El operador de cable ONO entró en beneficios en el primer semestre con un resultado neto de un millón de euros sin tener en cuenta atípicos, frente a una pérdida de 35 millones en el mismo periodo de 2006, informó hoy la empresa.

ONO aceleró en el periodo la amortización de fondos de comercio anteriores a la compra de Auna, medida que representa el principal componente de un gasto extraordinario de 205 millones de euros. Si se contabilizan estas cargas, la compañía registró unas pérdidas de 200 millones de euros en el semestre.

El beneficio operativo (Ebitda) acumulado de la compañía que preside Eugenio Galdón ascendió en el semestre a 308 millones de euros, lo que representa un incremento del 14,9% sobre el registrado durante el mismo periodo del año anterior, de 268 millones.

La evolución del margen de Ebitda de la compañía (39,1% al cierre del segundo trimestre, 5,5 puntos más que en el mismo periodo de 2006) pone de manifiesto que en sólo año y medio ONO ha recuperado los niveles de rentabilidad que disfrutaba antes de comprar Auna.

La cifra de negocio del semestre alcanzó los 812 millones de euros, apenas un 1,8% menos que durante el primer semestre de 2006, debido a la política de reducción de negocios no estratégicos, como el acceso indirecto residencial y corporativo.

De hecho, el negocio central de ONO -acceso directo residencial- creció entre enero y junio a un ritmo del 6,3%, para alcanzar los 582 millones de euros.

El foco en los negocios más rentables permitió a la compañía registrar un aumento del 71,4% de su margen bruto acumulado, mejorando así el 67,6% obtenido durante el primer semestre de 2006. Al mismo tiempo, ONO llevó a cabo una reducción de sus costes operativos netos, que bajaron a 271 millones de enero a junio.

En el segundo trimestre del año, excluyendo extraordinarios, ONO obtuvo un beneficio neto de 14 millones de euros, frente a una pérdida de 14 millones durante el mismo periodo del año anterior, emprendiendo así una tendencia que previsiblemente le mantenga en rentabilidades positivas a lo largo de los próximos trimestres, informaron a Europa Press en fuentes del cableoperador.

Desde el punto de vista operativo, ONO siguió desplegando infraestructuras a buen ritmo. Durante el primer semestre incrementó en 215.000 el número de hogares cubiertos por su red de cable en España, 6,33 millones en total al cierre del periodo. En los últimos doce meses, la compañía ha cableado un total de 448.000 nuevas viviendas, con un crecimiento interanual del 5,6%.

Además, su base de clientes residenciales de cable siguió aumentando hasta 1,86 millones a 30 de junio, un 8,3% más que un año antes. De enero a junio captó un total de 62.000 clientes netos nuevos, cifra superior en un 7% a los de la primera mitad de 2006.

108.000 NUEVOS CLIENTES DE BANDA ANCHA.

El motor del crecimiento siguió siendo la banda ancha. Entre clientes de cartera y clientes nuevos, ONO adquirió durante el primer semestre un total de 108.000 nuevos clientes netos de Internet, lo que eleva el número a un total de 1,17 millones.

Además de captar más clientes, ONO logró comercializar 154.000 nuevos servicios entre enero y junio, hasta superar los 3,7 millones de productos unitarios vendidos, un 11,2% más, con un promedio de 1,99 por cliente, un 2,7% más.

En lo que respecta a la oferta combinada de televisión, teléfono e Internet, al cierre del semestre ONO contaba con 575.000 clientes de 'triple play', el 31% de su cartera total de clientes.

Richard Alden, consejero delegado de ONO, resaltó que la compañía ha conseguido "en un tiempo récord", aplicar los criterios de rentabilidad de la 'vieja ONO' a una compañía el doble de grande y "diseñada para crecer". "Los resultados de este trimestre ratifican que sabemos integrar empresas con rapidez, garantías de éxito y de manera rentable", subrayó.

ONO cerró en junio la renegociación de las condiciones de financiación de 3.100 millones obtenida en 2005, tras la compra de Auna. El nuevo acuerdo contempla una ampliación de 500 millones de euros de la línea existente y supone, en términos reales, una reducción de más de 20 millones de los costes de financiación.

Europa Press Comunicados Empresas