Economía/Empresas.- Repsol estudia cambiar sus preferentes por un bono a largo plazo y mantendrá el 'scrip dividend'

Antonio Brufau
EUROPA PRESS
Actualizado 28/02/2013 16:15:12 CET

La compañía no venderá acciones de YPF ni grandes activos, y se reserva la posibilidad de colocar su autocartera

MADRID, 28 Feb. (EUROPA PRESS) -

Repsol maneja entre sus opciones la posibilidad de cambiar sus cerca de 3.000 millones de euros de acciones preferentes por un bono a largo plazo, al tiempo que mantiene su intención de seguir aplicando su programa de dividendo flexible, o 'scrip dividend', anunció el presidente de la compañía, Antonio Brufau, en una conferencia con analistas.

Tras la venta esta semana a Shell de activos de gas natural licuado (GNL) por más de 5.100 millones de euros, Repsol dispondrá de una "muy buena estructura financiera" y analizará los siguientes pasos para ahondar en su proceso de mejora del balance, aseguró Brufau.

La posible conversión de las preferentes se abordará "cuando se cierre la operación" del GNL, lo que no se producirá hasta finales de 2013 o comienzos de 2014, dada la necesidad de aprobación por parte de las autoridades de la competencia, explicó.

"La idea es cambiar las preferentes por un bono a largo plazo que incluya un interés que compense el valor actual de cotización de estas preferentes", señaló el presidente de la petrolera, antes de insistir en que "la conversión dependerá del cierre de la venta del GNL".

Sobre el 5% en autocartera del que dispone Repsol, Brufau dijo que "pronto" se tomará una decisión al respecto. La compañía "no tiene ningún concepto definido en mente" sobre este asunto y evitará cualquier dilución al accionista, al tiempo que considera que esta autocartera es "un muy buen activo, con valor financiero".

En cuanto al dividendo flexible, "la estrategia no cambia" y Repsol mantiene el compromiso de fijar un 'pay out' "muy similar al de la conjunto de la industria" petrolera. "Pensamos que seremos capaces de pagar lo mismo que ahora y más", dijo, en alusión al dividendo.

Repsol no tiene previsto vender activos de 'upstream' ni realizar grandes desinversiones, ya que "la prioridad" es exploración y producción, y que tras las últimas operaciones dispone en la actualidad de pocos activos a los que pueda considerar no estratégicos.

YPF "INTENTA COPIAR" A REPSOL.

Brufau defendió además la gestión de YPF en la etapa de Repsol y aseguró que los actuales directivos de la petrolera argentina "están teniendo muchos problemas al intentar copiar" a la empresa española.

Repsol, afirmó, "está dispuesto a negociar" con el Gobierno argentino, pero no tiene grandes esperanzas de alcanzar un acuerdo y hará "todo el esfuerzo" por denunciar la expropiación "ilegal" en los tribunales españoles, estadounidenses, argentinos y de arbitraje internacional.

SIN VENDER ACCIONES.

La petrolera española "no se plantea vender" el 12% del que dispone en la actualidad en YPF, entre otras cosas porque hacerlo ahora sería "un mal negocio", e incluso recuerda al Gobierno argentino que Repsol sigue siendo accionista de esta compañía, por lo que sus gestores actuales tienen la obligación de "protegerla".

Brufau calificó de "loca e ilegal" la decisión del Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner de expropiar a Repsol el 51% de YPF y consideró que "las cosas en Argentina no están yendo muy bien". "Los tribunales nos darán la razón" y nos reconocerán una "plena compensación", añadió.

Europa Press Comunicados Empresas