Actualizado 03/10/2007 20:49 CET

Economía/Empresas.- SAS exigirá una indemnización a Bombardier por los problemas con el avión Dash8

COPENHAGUE, 3 Oct. (EUROPA PRESS) -

La compañía escandinava SAS exigirá una indemnización al constructor aeronáutico canadiense Bombardier por los dos accidentes en los que se vió involucrada la compañía aérea con al avión Dash8/Q400 los pasados días 9 y 12 de septiembre en Aalborg (Dinamarca) y Vilnius (Lituania), informó hoy en un comunicado.

Después de un intensivo programa de inspecciones, SAS volverá a operar con este tipo de aparatos, empleados en vuelos domésticos, que fueron retirados de su flota debido a los accidentes. La retirada de estos aparatos provocó la cancelación de unos cien vuelos diarios en Suecia y Dinamarca y pérdidas de unas 15 millones de coronas (1,6 millones de euros).

Así, mañana jueves estos aviones volverán a operar de forma gradual. SAS ha tenido que reemplazar la parte del aparato que fue identificada como la causa de los accidentes, el tren de aterrizaje, y ha tomado medidas que suponían "un paso más allá" que lo que requería las autoridades de aviación civil.

De esta forma, los aviones que se vuelven a incorporar a la flota de la aerolínea "han sido sometidos a extensivos tests de vuelos" y han recibido los certificados necesarios de las autoridades. Ocho de estos aviones están preparados para volver a volar, cinco en Dinamarca y tres en Suecia. SAS prevé que podrá ofrecer todo su programa de vuelos con estos aviones no más tarde del 15 de octubre.

Europa Press Comunicados Empresas