Publicado 09/08/2020 10:29:35 +02:00CET

El exministro Catalá lamenta el "preocupante" intento del Gobierno de eliminar la publicidad de las casas de apuestas

El exministro de Justicia, Rafael Catalá
El exministro de Justicia, Rafael Catalá - EUROPA PRESS - Archivo

Cree que el sector del juego no es un problema y que la patología en España tiene unas ratios "muy por debajo" de la UE

MADRID, 9 Ago. (EUROPA PRESS) -

El exministro de Justicia del Gobierno de Mariano Rajoy y actual asesor de relaciones institucionales de Codere, Rafael Catalá, ha lamentado el "preocupante planteamiento restrictivo o negativo" del Gobierno respecto a la limitación o supresión de la publicidad en el sector del juego, al considerar que este gesto contribuye a lastrar la recuperación económica.

En una entrevista a Europa Press, Catalá critica que el Ministerio de Consumo, que dirige el economista y líder de Izquierda Unida Alberto Garzón, haya abordado la regulación del sector de las casas de apuestas "desde la desconfianza y con un planteamiento negativo".

Pese a que él mismo admite que la publicidad en Internet de estas compañías "se ha disparado" en los últimos tiempos y defiende que hay que reducirla o regularla "más estrictamente", cree que el enfoque adoptado por el Gobierno contribuye a aportar más problemas a la recuperación económica tras la pandemia.

Este sector, de igual forma que el conjunto de los servicios y parte del consumo, se ha visto especialmente afectado por el cierre de los locales y la paralización de la actividad, que ha reducido prácticamente a cero sus ingresos, pero ha tenido que mantener algunos costes financieros o inmobiliarios.

Por ello, Catalá asegura que el sector "lo está pasando muy mal" y apunta que se tiene que tener en cuenta que también aporta empleo y recaudación fiscal al conjunto del Estado, siendo un sector "muy regulado", por lo que estas empresas reclaman un plan de ayudas que permita su recuperación partiendo desde un planteamiento "positivo".

"NO ES UN PROBLEMA EN ABSOLUTO"

Sin embargo, el asesor de Codere cree que es "lamentable" que algunos gobiernos autonómicos y el propio Ministerio de Consumo hayan adoptado un planteamiento "restrictivo", sobre todo teniendo en cuenta que el juego "nunca aparece como un problema, los menores no juegan ya que lo tienen prohibido y no es cierto que frecuenten estos locales".

Asimismo, afirma que el juego patológico en España tiene unas ratios "muy por debajo de otros países de la Unión Europa". "Algunos se empeñan en trasladar la idea del juego como un problema, pero no lo es en absoluto", añade.

Además, Catalá advierte de que suprimir prácticamente la publicidad del sector no solo afectará a las casas de apuestas, sino también a los medios de comunicación o clubes deportivos, para los cuales los ingresos por este concepto son considerables.

"Hay que tenerlo en cuenta, sobre todo cuando los datos demuestran que en España no hay un problema de juego patológico o excesivo, pese a que algunos han intentando decirlo sin datos o fundamento", concluye el exministro.

El nuevo borrador en el que trabaja el Ministerio de Consumo propone, entre otras cosas, limitar la publicidad de las casas de apuestas en la televisión a la madrugada, quitar sus logos de las camisetas de los equipos de fútbol o vetar las promociones, como respuesta a la presión social realizada al Gobierno por parte de 86 organismos y asociaciones civiles con la intención de mejorar la primera propuesta presentada.

En España, el juego público de la Sociedad Estatal de Loterías y Apuestas del Estado (SELAE) y ONCE supone un 45% del total de la actividad del sector, es decir, algo más de 11.000 millones de euros, mientras que su inversión en publicidad es el 55% de toda la realizada sobre el juego. En total, 29 millones de personas jugaron a loterías y cupones de SELAE y ONCE, frente a los 6,6 que lo hicieron en juegos del sector privado (2018), según los estudios Edades 2017 y Estudes 2016.

Para leer más

Europa Press Comunicados Empresas