Actualizado 27/10/2007 21:18 CET

Expertos en economía muestran su preocupación ante la desaceleración del sector de la construcción

CARMONA (SEVILLA), 27 Oct. (EUROPA PRESS) -

Los asistentes al VI Foro Económico clausurado hoy en Carmona (Sevilla) mostraron su preocupación por la "desaceleración del sector de la construcción que hasta ahora ha sido el soporte fundamental de la economía andaluza", situación que podría afectar en los próximos años a la región.

A pesar de ello, el presidente del Observatorio Económico de Andalucía (OEA), Francisco Ferraro, declaró a Europa Press que el sector celebra que los fondos europeos destinados a Andalucía durante los últimos veinte años hayan sido "cruciales", a la vez que han permitido fortalecer las bases económicas especialmente desde el punto de vista del empleo.

Este foro económico, donde expertos han tratado la situación actual de las perspectivas de la economía andaluza, concluyó además que Europa ha sido un referente imprescindible para Andalucía, aunque "observamos carencias en cuanto a que Europa no llega a ser una potencia que se precie de forma única". Ante ello, "la esperanza está en el Tratado de Lisboa, que puede abrir el camino hacia una Europa que funcione institucionalmente de forma más simplificada y, por tanto, más eficaz".

Por otra parte, los especialistas examinaron el impacto de los fondos europeos en Andalucía, situación de una importancia extraordinaria para el desarrollo económico de los últimos veinte años, especialmente en 2006, cuando más se invirtió, ya que la aportación de estos fondos ha sido crucial para que Andalucía haya crecido como hasta ahora lo ha hecho, algo que no hubiese sido posible sin ellos".

En el encuentro también se alerto, según Ferraro, de que en términos relativos, otras comunidades aprovecharon mejor esas aportaciones económicas, "algo que no significa que Andalucía lo haya hecho mal, sino que lo podría haber hecho mejor".

Otro punto tratado fue el de los escenarios dentro de las nuevas perspectivas económicas de la Unión Europea 2007-13, como el caso de la aplicación del Marco Estratégico Nacional (MEN), donde las ayudas siguen siendo importantes aunque irán disminuyendo progresivamente hasta 2013.

Ante esta situación, Ferraro indicó que "probablemente" sea la última oportunidad que tendrá la región para desarrollarse con el apoyo de la UE, por lo que será necesaria la aplicación de políticas lo más eficaces posibles, ya que esa dependencia de la financiación externa "no se mantendrá a partir de 2013 con casi toda probabilidad".

Europa Press Comunicados Empresas