La recogida de la aceituna apunta a una cosecha "peor de lo previsto en los aforos", según COAG-Jaén

Recogida de aceituna en un tajo de la provincia de Jaén.
Recogida de aceituna en un tajo de la provincia de Jaén. - COAG-JAÉN
Publicado: lunes, 5 diciembre 2022 13:17

JAÉN, 5 Dic. (EUROPA PRESS) -

COAG en Jaén ha lamentado que el comienzo de la recogida de la aceituna pone de manifiesto que la producción de aceite de oliva "será aún peor" de lo que apuntaban las previsiones realizadas, tanto en el aforo oficial como las de los propios olivareros.

Según ha explicado este lunes en una nota, los datos recogidos por la organización agraria "ponen en duda" que la provincia jiennense llegue a superar este año a la peor cosecha de este siglo registrada en 2012-2013, cuando se recogieron 142.849 toneladas de aceite.

En este sentido, ha alertado del "auténtico desastre" que se están encontrando los olivareros de Jaén. Es el caso, por ejemplo, de Fernando Lupiáñez, quien explica la situación en la zona de Jimena o Las Escuelas: en olivos donde de media recogen entre 60 y 70 kilos por árbol, pensaban que este año tendrían un 50%, entre 30 y 35 kilos, pero han encontrado que tienen entre ocho y diez kilos de aceituna, "solo un 13% de la cosecha media".

En Mancha Real, en cosechas medias de 5.000 kilos por hectárea hay unos 1.000 kilos. En Torreperogil, en olivos buenos de la comarca de La Loma de regadío, que suelen tener una cosecha media de 6.000 kilos por hectárea, se están recogiendo unos 1.000 kilos, según Ángel Peña.

En Fuerte del Rey, Francisco Elvira ya había descartado tener cosecha en los olivos de secano, pero en los de riego esperaba tener una cosecha media. Sin embargo, al recogerlos ha comprobado que hay un 30% menos de aceituna. De hecho, en esa localidad, las dos cooperativas que este año se han unido en una, esperan molturar alrededor de dos millones de kilos de aceituna, cuando lo normal sería entre nueve y diez millones de kilos.

También en zona de campiña, en Mengíbar, Antonio Gómez ha constatado cómo olivos que producen una media de 80 kilos y a los que esperaban recogerles a causa de la sequía unos 35 kilos, solo están cogiendo una media de 20 kilos.

Un panorama similar se da en Porcuna, donde Mariano de la Rosa señala que de los 3.800 kilos de media que se recogen por hectárea, apenas si recogen un 13%, unos 500 kilos hectárea. Igualmente, en Alcalá la Real, Francisco Cano suele tener una cosecha media de 4.000 kilos hectárea, olivares buenos de secano, y ahora unos 800 kilos por hectárea.

ESTRÉS

El técnico de COAG Jaén Juan Carlos Hervás ha detallado que a esta situación se añade que los olivos, debido al estrés hídrico que sufren, después de recogerlos se quedan "muy mal", se dañan las ramas porque sufren las raíces y se descorteza el tronco, por lo que se están utilizando las varas en lugar de maquinaria.

Las previsiones, según los datos oficiales del aforo elaborado por la Junta de Andalucía, indicaban una producción de 587.000 toneladas de aceite en Andalucía, un 49,1% menos que la cosecha anterior, y un 47,5% inferior que la media de las últimas cinco campañas.

En Jaén, principal provincia productora a nivel mundial, las estimaciones eran aún peores, con una reducción del 60% de la cosecha, 200.000 toneladas, lo que supondría ser la segunda peor cosecha desde que se registran datos. La peor fue la de 2012-2013, cuando se produjeron 142.849 toneladas de aceite. También fueron malas campañas las de 2014-2015 (221.540 toneladas de aceite) y 1999-2000, con 221.551 toneladas.

Al hilo, desde COAG-Jaén se ha señalado que la falta de precipitación en los meses de octubre y noviembre "ha sido inusual" y ha limitado mucho la previsión de cosecha. Al respecto, ha aludido a una modificación "a la baja" en los cálculos realizados que puede "llevar incluso a una cosecha por debajo de las más bajas registradas en la historia de 140.000 toneladas de aceite".