RHJ quiere empequeñecer la planta de Figueruelas y recortar 9.900 empleos en Europa

Actualizado 17/07/2009 16:53:38 CET
Reuters

La firma belga invertirá 275 millones de euros en hacerse con el 50,1% de Opel

BERLIN, 17 Jul. (Reuters/EP) -

El plan del fondo de inversión belga RHJ International para Opel (General Motors) contempla reducir el tamaño de la planta de Figueruelas (Zaragoza) como parte de la maniobra de reapertura de la fábrica alemana de Eisenach, que permanecerá cerrada hasta 2012, para la producción de la próxima generación del modelo Corsa.

Según el documento del plan de reorganización de RHJ International para Opel, la oferta de la firma belga para entrar en el capital de la filial de General Motors recoge, para asegurar el futuro de la marca, el recorte de 9.900 puestos de trabajo en Europa, de los que 8.100 empleos se perderán en el área de producción.

RHJ prevé disminuir progesivamente la producción de la planta de producción de Figueruelas como parte de su plan de reabrir la factoría de Eisenach, que no estará operativa hasta dentro de tres años, y que se dedicaría a la fabricación del modelo Corsa, que también se ensambla en Zaragoza y que representa la mayor parte de su volumen de producción anual.

Otra de las medidas que contempla el plan de RHJ es el cierre de la planta de Opel en Amberes (Bélgica) en marzo de 2010, así como la reducción del volumen de la factoría alemana de Bochum hasta dos turnos de trabajo en 2011 para la construcción del Zafira. Igualmente, la empresa rebajará el volumen de la factoría de Ruesselsheim y parte de su producción se trasladará a Bochum.

Asimismo, el fondo también prevé empequeñecer la fábrica de la firma automovilística alemana en Luton (Reino Unido), que comparte con la marca gala Renault, en el caso de la corporación del rombo decida abandonar esta planta. La separación tendría un coste de 25 millones de euros.

275 MILLONES POR EL 50,1% DE OPEL.

Por otra parte, el plan de entrada de RHJ en el capital de Opel recoge la inversión de 275 millones de euros para hacerse con un 50,1% de las acciones de la firma automovilística alemana. Si finalmente se cierra el acuerdo con General Motors, la empresa belga haría un pago inicial de 175 millones de euros y el 31 de diciembre invertiría otros 100 millones de euros.

La oferta de RHJ refleja que General Motors mantendría un 39,9% de las acciones de Opel, mientras que los empleados tendrían el 10% restante de las acciones, que estaría asociado a un ahorro de costes de entre 250 y 300 millones de euros anuales.

El plan de RHJ señala, a su vez, que recibirá un crédito por importe de 3.800 millones de euros por parte del Gobierno de Alemania, que será reembolsado en 2014, así como que RHJ no repartirá dividendos entre sus accionistas hasta que la financiación pública no haya sido devuelta.

La intención del fondo belga es lograr una facturación para Opel de hasta 16.900 millones de euros en 2009 y alcanzar una cifra de negocio de 23.600 millones de euros en 2014, al tiempo que prevé contabilizar un EBITDA de 2.500 millones de euros dentro de cinco años.

Europa Press Comunicados Empresas