Publicado 16/06/2022 14:04

El sector agroalimentario aportó casi 100.000 millones en 2021 a la economía y generó 2,3 millones de empleos

Presentación de Cajamar del Observatorio sobre el sector agroalimentario español en el contexto europeo
Presentación de Cajamar del Observatorio sobre el sector agroalimentario español en el contexto europeo - CAJAMAR

MADRID, 16 Jun. (EUROPA PRESS) -

El sector agroalimentario, incluyendo la distribución, aportó casi 100.000 millones de euros en 2021 a la economía española, lo que supone el 9,2% del valor añadido bruto, y generó 2,3 millones de empleos, el 11,5% del total nacional.

Aunque el peso del sector en la economía ha caído cuatro décimas en 2021, supera en cuatro décimas al que tenía antes de la pandemia en 2019 (8,8%), según se desprende del 'Observatorio sobre el sector agroalimentario español en el contexto europeo', un estudio presentado por Cajamar y elaborado por el Ivie, que analiza la aportación del sector primario, la industria transformadora y la distribución de alimentos y bebidas al total de la economía.

Mientras que en 2021 el sector creció por debajo del total de la economía (0,5% frente a 5,1%), en 2020 resistió el impacto de la crisis de la pandemia (-3,1% frente a -10,8 %), lo que se debió al caracter estratégico del sector primario que vio aumentar su valor añadido un 4,3%.

En 2021, en cambio, el sector de la agricultura, ganadería y pesca ha visto reducir su valor añadido un 5,6%, que contrasta con el aumento del 4% de la industria de la transformación y del 3,8% de la distribución de productos agroalimentarios.

Pese a este menor crecimiento en 2021, España se mantiene como la cuarta economía del sector agroalimentario de la UE-27, ya que representa el 12% del PIB comunitario del sector, según ha explicado el director adjunto del Ivie y autor del informe, Joaquín Maudos, junto con la economista del Ivie, Jimena Salamanca.

El acto ha contado, asimismo, con la presencia y participación del presidente de Cajamar, Eduardo Baamonde, quien ha valorado el crecimiento "constante" de las exportaciones agraolimentarias y ha resaltado que en 2021 se ha vuelto a batir un nuevo record, que pone de manifiesto la "extraordinaria" competitiviad del sector en los mercados exteriores.

INFLACIÓN EN EL SECTOR AGROALIMENTARIO

Según el análisis, ya a finales de 2021, el efecto conjunto de la dificultad en el transporte por al escasez de contenedores, la creciente demanda de cereales, el incremento de precios de los aceites vegetales y de la energía, sumados a las bajas laborales a causa de la Covid-19 y al aumento del IVA de las bebidas azucaradas en España, derivó en un proceso inflacionario de los alimentos y bebidas alcohólicas que situó su tasa de crecimiento en el 4,9% en España y en el 4,3% en la UE-27.

En cualquier caso, los productores no trasladaron al consumidor la totalidad del incremento de precios registrado en la producción de los alimentos y bebidas, ya que el coste de producción aumentó en 2021 un 8,2% en España y un 7,1% en la UE-27, muy por encima del 1% y el -0,2%, respectivamente, de la inflación registrada a finales de 2020 en los precios de producción.

Asimismo, aunque en 2021 cayó el peso de los alimentos y bebidas en la cesta de la compra de los españoles, tras el intenso aumento en 2020 durante la pandemia, siguen pesando más que en la cesta de la compra de los europeos (23,3% frente a un 19,6%).

Además, según el estudio, su peso supera el que tuvo antes de la pandemia (23,3% en 2021, frente a 19,7% en 2019).

Asimismo, el gasto per cápita en alimentos y bebidas en España alcanzó los 2.300 euros en 2020 (último año disponible), un 8,4% por debajo del de la UE (2.510 euros). Tanto en España como en la UE-27 ese gasto aumentó un 7% y un 4,6%, respectivamente.

FLUJOS COMERCIALES CON RUSIA Y UCRANIA

Por otro lado, el informe revela que las exportaciones del sector crecieron un 11,6% y alcanzaron un nuevo máximo histórico de 61.646 millones de euros en 2021.

España es la cuarta economía exportadora del sector agroalimentario de la UE-27 y aporta el 10,5% del total de exportaciones europeas.

El informe analiza también las implicaciones del conflicto bélico entre Rusia y Ucrania en el mercado internacional agroalimentario.

Mientras que el porcentaje de las exportaciones agroalimentarias españolas hacia ambos países es similar (0,3% a Ucrania y 0,4% a Rusia), las importaciones son bajas en el caso del mercado ruso, pero son más importantes en el caso de las compras a Ucrania (2,4% del total de importaciones).

Los dos principales productos importados desde ese país son los cereales (53,1%) y las grasas, aceite animal o vegetal (41,2%). El 27,4% del maíz y el 62% del aceite de girasol que importa España proceden de Ucrania.

Contador

Más información

Europa Press Comunicados Empresas