Actualizado 07/09/2007 14:31 CET

Hereu afirma que en 2010 la red de Cercanías de Renfe de Barcelona funcionará como un metro

BARCELONA, 7 Sep. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Barcelona, el socialista Jordi Hereu, aseguró hoy que en 2010 la red de Cercanías que actualmente explota la compañía estatal Renfe funcionará como si fuera un metro.

"Trabajaremos para que esto sea así", dijo Hereu, quien se comprometió a hacer un "seguimiento" de todos los proyectos en cuanto a infraestructuras que distintas administraciones tienen que hacer en Catalunya, para que todos ellos sean una realidad en el futuro.

En una entrevista de TV3 recogida por Europa Press, Hereu aseguró que la red de Cercanías de Renfe está en fase de transformación, ya que se están sustituyendo las catenarias y, además, se prevé un plan de inversiones ferroviarias para mejorar el servicio. A ambos proyectos, hay que incluir el debate sobre el traspaso de la gestión del servicio a la Generalitat.

"Valoro positivamente, no la gestión --de Cercanías Renfe-- de hace un año, sino la de ahora", dijo Hereu, que también vio positiva la presencia del secretario de Estado de Infraestructuras, Víctor Morlán, en la capital catalana.

Hereu consideró que la instalación de Morlán en Barcelona permite al Estado no ser "sinónimo de lejanía", ya que también puede significar "estar aquí, al lado de los problemas, dar la cara y afrontar mejoras". "Necesitamos personas al lado de la realidad y con poder de decisión y autoridad suficiente para coordinar bien" las políticas públicas, añadió.

Hereu volvió a asegurar que, una vez el AVE llegue a Sants, disminuirán las afectaciones que causan dichas obras a Cercanías, sobre todo en el tramo que comunica Barcelona con el Baix Llobregat y en el Garraf.

NO HAY "MURO" ENTRE FOMENTO Y AYUNTAMIENTO

Al preguntársele sobre la reunión que el miércoles mantuvo en Madrid con altos cargos del Ministerio de Fomento --en que también participaron los presidentes de las compañías públicas estatales Aena, Adif y Renfe, así como representantes de la vida socioeconómica de la ciudad--, Hereu volvió a valorar el encuentro porque contribuye a la comunicación directa y permanente entre el Ayuntamiento y el Gobierno central, aseguró.

Hereu dijo que, a diferencia de lo que le han explicado "antiguos alcaldes de Barcelona", en la actualidad, cuando el Ayuntamiento acude a Madrid para hablar con los altos cargos del Gobierno central, ya no "encuentra un muro".

Una situación que se dio tanto con los gobiernos del PP como con los del PSOE, explicó. "Valoro positivamente que se abran vías de diálogo franco y directo", dijo Hereu, quien confió en que este espíritu se mantenga tras la llegada del AVE a la capital catalana.

"Doy por bueno el giro estratégico que ha habido" por parte del Ministerio de Fomento, dijo Hereu, quien aseguró que "la obligación que un alcalde tiene es basarse en el desarrollo de hechos concretos".

ADJUDICACIÓN DE LA T-SUR

Sobre el aeropuerto, desmintió que esté practicamente cerrada la adjudicación de la T-Sur a Star Alliance y a One World, las alianzas de aerolíneas en las cuales participan Spanair e Iberia. Hereu aseguró que el proceso sigue abierto, ya que en septiembre altos cargos del Ministerio de Fomento, el Ayuntamiento y la Generalitat volverán a reunirse "para exponer las propuestas" que han recibido.

Volvió a recordar que el propósito del Ayuntamiento es que las compañías que gestionen la nueva terminal prometan "trabajar en puntos de contacto directos entre Barcelona y el mundo". En relación al anuncio de la compañía American Airlines de un vuelo directo Barcelona-Nueva York --como en la actualidad ya hacen dos aerolíneas estadounidenses más--, Hereu valoró que haya compañías que "arraiguen" en la ciudad y apuesten por ella.

PROYECTO URBANÍSTICO EN LES CORTS

El alcalde aludió al proyecto urbanístico del FC Barcelona en Les Corts. Frente a las críticas que ayer emitió el presidente del club, Joan Laporta, lamentando la lentidud del Ayuntamiento en la tramitación burocrática del proyecto, Hereu aseguró que el proceso "ya ha empezado".

"Pido que haya capacidad de llegar a un buen consenso político social", dijo el alcalde, que optó por no concretar una fecha de finalización de esta transformación urbanística.