Publicado 08/12/2021 12:12CET

Un Defensor del Pueblo para velar por las generaciones futuras

Archivo - Logo creado por la Fundación Savia para dar una imagen representativa a la figura del Defensor/a de las Generaciones Futuras
Archivo - Logo creado por la Fundación Savia para dar una imagen representativa a la figura del Defensor/a de las Generaciones Futuras - FUNDACIÓN SAVIA - Archivo

MADRID, 8 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Fundación Savia a enviado una carta a la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, en la que le exigen que la Cámara ponga en marcha una iniciativa, respaldada por 284 ayuntamientos, para nombrar a un Defensor del Pueblo que vele por los intereses de las generaciones futuras.

Las entidades locales que reclaman esta medida, apunta la Fundación, representan a 6,3 millones de españoles. Además, las Corts Valencianas, 8 Diputaciones, 4 Mancomunidades, 10 instituciones del conocimiento, 86 entidades privadas y 106 personas a título personal también apoyan esta medida.

Esta idea busca la protección de las generaciones futuras y que estas puedan ser titulares de derechos como el de disponer de un medio ambiente sano que posibilite su existencia en el planeta, que no se agoten los recursos naturales de la Tierra para que puedan seguir desarrollando su vida con armonía y plenitud o tener una óptima calidad de vida que no se vea amenazada por un clima hostil y agresivo.

Así, el propósito del Defensor de las Generaciones Futuras, según indica la entidad, tiene un valor social, pero también medioambiental. En este sentido, señala que si no se toman unas decisiones adecuadas, el aire, el agua, el alimento, el paisaje y la conservación del territorio y de aquellos que lo mantienen y lo cuidan, no se podrá dejar un planeta adecuado para la vida y la supervivencia digna de las generaciones venideras.

Savia, tal y como explica en la carta a la presidenta del Congreso, nace con el propósito fundamental de "poner en valor lo rural", pone en marcha "iniciativas que fomenten medios de producción sostenibles, la cultura rural, la investigación, la creación de proyectos empresariales, la integración, la cooperación".

En este sentido, la entidad ha celebrado distintos foros y espacios de debate donde se ha hablado de esta iniciativa y en donde se ha preguntado a los participantes qué es lo que se les va a dejar a las próximas generaciones si la sociedad sigue planteada como hasta ahora.

LOGROS INTERNACIONALES

Una de las conclusiones a las que se llegó, la creación de esta figura del Defensor, fue trasladada hasta las Naciones Unidas. El objetivo, explica la Fundación, es que este cargo defienda "los intereses de los que aún no han nacido", es decir, "de los que todavía no compran ni votan".

Desde Naciones Unidas han animado a Savia a hacer crecer la idea, que ahora se reclama para su puesta en marcha desde la Cámara baja.

La propuesta, según ha informado la entidad, se ha hecho llegar también hasta la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), que ha decidido "hacer suya" también esta iniciativa mediante una resolución que ha sido recientemente aprobada en el Congreso Mundial de Marsella.

En la carta dirigida ahora a Batet, la Fundación Savia pide a la socialista una reunión. A su juicio, tal y como apunta la misiva, "ha llegado el momento de dar un paso más y estudiar la manera de llevar la iniciativa a las instituciones" española. En este sentido, también han manifestado su inquietud por estudiar y analizar conjuntamente la mejor manera de llevarla a efecto.

Finalmente, relata que al menos 13 países del mundo cuentan ya con esta figura de protección de la humanidad del mañana, entre los que se encuentran Estados Unidos, Finlandia, Brasil, Chile, Hungria, Bélgica, Escocia, Malta, Suecia, Francia, Gales, Alemania, Israel, Canadá o Nueva Zelanda.