31 de mayo de 2020
 
Publicado 19/05/2020 11:15:45 +02:00CET

Malasmadres recoge 150.000 firmas en su campaña 'Esto no es conciliar' y pide "medidas urgentes" al Gobierno

Niños en casa y teletrabajo.
Niños en casa y teletrabajo. - ISTOCK - Archivo

   MADRID, 19 May. (EUROPA PRESS) -

   Casi 150.000 personas han firmado la petición 'Esto no es conciliar' lanzada por la Asociación 'Yo No Renuncio', del Club de Malasmadres, en la plataforma change.org, que exige al Gobierno "medidas urgentes" para que las familias españolas puedan conciliar.

   La asociación ha denunciado que las familias no están siendo una prioridad para el Gobierno y solicita una reunión para buscar soluciones "a la crítica situación que atraviesan miles de madres y padres de toda España".

    "Las familias no somos prioridad en esta sociedad. Nunca lo fuimos. Y ni siquiera una pandemia global como la del coronavirus ha hecho que esto cambie", ha denunciado la presidente de la entidad Laura Baena, para quien la situación es "insostenible".

   El Club de Malasmadres se ha hecho eco de las quejas de "miles de madres que se ven obligadas a reincorporarse a sus trabajos dejando a sus hijos menores solos en casa; de madres que han recurrido a la reducción de jornada o a la excedencia; de madres que han dejado a sus hijos al cuidado de los abuelos, o de las que se ven abocadas a teletrabajar en condiciones muy poco adecuadas ya que al mismo tiempo tienen que ejercer de profesoras de los menores".

   Además, la entidad considera que la corresponsabilidad ha empeorado durante el estado de alarma en el 13% de los hogares españoles mientras que en el 66% se ha mantenido igual. Así se desprende de la encuesta lanzada por el Club el pasado 23 de marzo, a la que respondieron 12.604 personas.

   "En un país donde la mala gestión de la conciliación hace que esté cubierta por los abuelos y abuelas y por los colegios y escuelas infantiles hemos llegado a una situación insostenible", ha añadido Laura Baena.

   El temor de la Asociación Yo No Renuncio es que la pandemia, con el cierre de colegios y escuelas infantiles, traiga consigo una renuncia masiva de mujeres al mercado laboral. Ante esta situación, la entidad propone tres medidas concretas como legislar el teletrabajo como imperativo legal y como medida correctora temporal, dada la actual situación de emergencia y que se prorrogue más allá del fin del estado de alarma, hasta tener certeza de la manera en que se volverá a las aulas en septiembre.

   Otra de la propuestas consiste en facilitar la adaptación de jornada y la reducción de la misma sin pérdida salarial, siendo el Estado el que asuma el coste. Y, en tercer lugar, proponen una ayuda retributiva para la contratación de personal para aquellas familias en que todos los progenitores o tutores legales estén trabajando fuera del hogar.

Contador