Publicado 22/09/2023 15:01

Cruz Roja alerta de que el Mediterráneo es "más mortífero que nunca" coincidiendo con la visita del Papa a Marsella

Archivo - El barco 'Ocean Viking' rescata a migrantes libios en aguas del Mediterráneo
Archivo - El barco 'Ocean Viking' rescata a migrantes libios en aguas del Mediterráneo - FLAVIO GASPERINI/SOS MEDITERRANEE TWITTER

MADRID, 22 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja y SOS Mediterranee han alertado, coincidiendo con la visita del Papa a Marsella para conmemorar las vidas perdidas en el mar, sobre una crisis humanitaria "más mortífera que nunca" en el Mediterráneo.

Casi diez años después de que un devastador naufragio frente a Lampedusa se cobrara la vida de más de 360 hombres, mujeres y niños el 3 de octubre de 2013, el Mediterráneo central "es más mortífero que nunca", según asegura la ONG.

Durante su actual visita a Marsella, el Papa Francisco alertará una vez más al público mundial sobre la crisis humanitaria que se desarrolla en la frontera sur de Europa al conmemorar a los desaparecidos en el mar.

En una conferencia de prensa a bordo del barco civil de rescate Ocean Viking este viernes, SOS MEDITERRANEE y la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (FICR) han lamentado de la "desgarradora" situación que viven las personas que intentan cruzar el Mediterráneo en busca de seguridad.

"El mes pasado fuimos testigos de primera mano de la falta de recursos para salvar vidas en el Mediterráneo central. Llevamos a cabo la operación de rescate más grande jamás realizada en el Ocean Viking. En 36 horas de operaciones ininterrumpidas rescatamos a 623 personas. Estaba claro que había más personas en riesgo de perder la vida de las que podíamos ayudar. El trabajo que hacemos es vital, pero no podemos hacerlo solos", ha dicho Jérôme, coordinador adjunto de búsqueda y rescate del Ocean Viking.

Las organizaciones destacan que las necesidades humanitarias en el Mediterráneo central se han visto exacerbadas por la creciente inseguridad alimentaria en África, los conflictos y los recientes desastres que han afectado a Libia y otros países del norte de África en las últimas semanas.

"Sin otra alternativa para buscar seguridad, no hay razón para creer que la gente dejará de intentar cruzar el Mediterráneo", apuntan las ONG, recalcando que el principal objetivo de los esfuerzos de búsqueda y rescate "es llevar a las personas a lugares seguros donde puedan acceder a sus derechos".

SOS Mediterranee y Cruz Roja instan a todos los Estados a "priorizar el rescate marítimo y defender el derecho marítimo y los derechos humanos a lo largo de la frontera marítima sur de Europa".

"La Federación Internacional no puede hacer la vista gorda. En todo el mundo, las personas en movimiento enfrentan riesgos importantes para sus vidas, su dignidad y sus derechos. Este es un imperativo humanitario que todos tenemos la obligación de abordar y es la razón por la que la Federación Internacional está respondiendo tanto en tierra como en el mar. Nuestro trabajo humanitario a bordo del Ocean Viking es una parte vital de nuestra misión de protección y alivio del sufrimiento humano", ha señalado el subsecretario general de Coordinación de Operaciones y Desarrollo de Sociedades Nacionales de Cruz Roja, Xavier Castellanos.

Para la cofundadora de SOS Mediterranee, Sophie Beau, la "insondable" cifra de muertes en el Mediterráneo este año "podría haberse evitado si hubiera habido voluntad política". En su opinión, las políticas de disuasión de la migración y la obstrucción del rescate marítimo civil sólo "han provocado más sufrimiento humano".

"Como figura moral y global prominente, así como Jefe de Estado europeo, el Papa Francisco aprovechará su visita a Marsella para recordar el imperativo moral que subyace a las leyes y convenciones que se aplican en el mar: nadie en peligro debe morir ahogado. Diez años después del naufragio frente a Lampedusa, pedimos urgentemente misiones globales de rescate marítimo y el reconocimiento del valioso apoyo de las organizaciones humanitarias de búsqueda y rescate", ha concluido Beau.

Más información