Publicado 11/10/2022 15:15

La Red de Desarrollo Rural y Redeia lanzan un proyecto para promover la artesanía como reclamo en el turismo y la moda

Antonio Moreno, alfarero tinajero.
Antonio Moreno, alfarero tinajero. - REDR Y REDEIA

MADRID, 11 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Red Española de Desarrollo Rural (REDR) y Redeia, la anterior Red Eléctrica Española, han puesto en marcha un proyecto piloto con el que pretenden promover los oficios artesanos españoles como reclamo turístico rural y en el ámbito de la moda.

Con el nombre de 'Oficios en ReDR: la emoción de aprender cosas singulares', la iniciativa ha arrancado en Extremadura poniendo el énfasis en alfareros, sombrereras, curtidores, bordadoras y otros
artesanos de las comarcas del Valle del Alagón y la Sierra de Gata.

Asimismo, ha comenzado ya a implementarse en otras comarcas españolas con tradición artesana, como es el caso de Cantabria, con la intención de extenderla, más tarde, al conjunto del territorio español, según han precisado los organizadores en un comunicado.

Así, el propósito de este proyecto es poner en valor los oficios artesanos ancestrales vinculados con los tejidos, la cerámica, el cuero o los bordados, entre otros, para dar a conocer las técnicas y productos artesanales tanto a la población en general como a las empresas de moda y decoración interesadas, generar una nueva experiencia turística y modificar la imagen tradicional y conservadora del medio rural.

En este sentido, los impulsores han subrayado que la artesanía y los artesanos "contribuyen a fijar población y promueven la diversificación laboral en el entorno rural que representa el 85% de nuestro territorio".

En concreto, la gerente de REDR, María José Murciano, ha manifestado que "sobrevivir a los tiempos modernos es para un artesano una tarea heroica" pues "la mayoría elaboran sus productos a mano" e "invierten en ello muchas horas".

"El resultado es un producto único. Esto hoy que vivimos sumidos en la inmediatez, es un lujo que, en ocasiones, se paga caro. Por eso el interés de REDR en este proyecto cuya finalidad es visibilizar y preservar estas técnicas ancestrales que dan lugar a productos singulares y de alta calidad que forman parte de nuestra cultura rural", ha apostillado.

Para el presidente de REDR, Secundino Caso, "la vulnerabilidad del sector contrasta con su potencial de crecimiento". Asimismo, ha destacado que el "hecho a mano en España" por parte de talleres y maestros españoles es un valor añadido clave para numerosas marcas de prestigio nacionales e internacionales, si bien hace falta un reconocimiento generalizado de esto.

"Por eso hemos puesto en marcha este proyecto con el ánimo de preservar la sostenibilidad de los territorios rurales y contribuir a alcanzar los objetivos que marca la Agenda 2030", ha concluido.

Leer más acerca de: