Los juzgados de Almuñécar (Granada) se trasladarán a una nueva y única sede para el segundo trimestre de 2020

Publicado 12/09/2019 14:06:40CET
Reunión de la Junta con el Ayuntamiento de Almuñécar
Reunión de la Junta con el Ayuntamiento de Almuñécar - JUNTA DE ANDALUCÍA

ALMUÑÉCAR (GRANADA), 12 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Consejería de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local va a reunificar en una única sede judicial los dos juzgados de Primera Instancia e Instrucción de Almuñécar (Granada), que en la actualidad se encuentran en locales distintos.

La nueva sede judicial podrá estar en funcionamiento para el segundo trimestre de 2020 y supondría acabar con "la dispersión actual" y dotar al municipio de "unas instalaciones judiciales dignas".

Así lo ha explicado el director general de Infraestructuras Judiciales, Miguel Ángel Reyes, tras mantener una reunión con la alcaldesa de la localidad, Trinidad Herrera, en la que el Ayuntamiento le ha trasladado la posibilidad de ceder un espacio público para una futura construcción de una nueva sede judicial. Un encuentro en el que también ha participado el delegado territorial en Granada, Gustavo Rodríguez.

"Vamos a estudiar la viabilidad de este ofrecimiento. Se trata de un proyecto a largo plazo y que nos permitiría contar con un edificio en propiedad y eliminar así costes en alquileres, que es uno de los objetivos que nos hemos planteado en este Gobierno", ha indicado Reyes, que ha recordado que los dos inmuebles que en la actualidad acogen los juzgados son arrendados.

No obstante, y dadas "las carencias" que vienen arrastrando las dos sedes actuales, "es necesaria una actuación urgente, que nos permita ofrecer a los profesionales de la Administración de Justicia y a los ciudadanos contar con unas instalaciones dignas".

Por este motivo, la Consejería sacó el pasado mes de agosto a concurso un nuevo contrato de alquiler con la idea de agrupar ambos órganos y los diferentes servicios judiciales en un único edificio. La sede judicial estará ubicada en un inmueble de la calle Ítrabo, esquina con la calle Suspiro del Moro.

"Si todo marcha bien esperamos poder firmar en breve ese contrato", tras lo que el arrendatario tendrá que acometer obras en el edificio para adaptarlo a las necesidades judiciales.

"Estimamos que el traslado se podrá llevar a cabo en marzo del año que viene. Aunque sea mantener el alquiler este contrato era necesario dada las urgentes necesidades y, además supone un ahorro porque vamos a eliminar costes en servicios ahora duplicados como seguridad o limpieza", ha señalado el director general.

La inversión prevista para poder ejecutar los trabajos y afrontar el alquiler durante los próximos cuatro años es de más de 815.000 euros.

Las nuevas instalaciones permitirían contar con espacios como salas para abogados y procuradores, otra para videoconferencias y también para las declaraciones de las víctimas de violencia de género.

En paralelo, la Consejería de Justicia y el Ayuntamiento trabajarán de la mano para materializar la cesión de algún solar municipal disponible en la localidad y donde construir el futuro Palacio de Justicia.